);
NBA

Las cinco historias por debajo del radar que irrumpen en la temporada NBA

A lo largo de la campaña, ya se ha hecho mucho hincapié en las mayores revelaciones o sorpresas de la 2019-2020. Pascal Siakam transformándose en uno de los 10 mejores jugadores del torneo, la explosión de Jayson Tatum o de Bam Adebayo, el brillo de Chris Paul en OKC, el rendimiento de Dwight Howard y mucho más. Hemos analizado, cada una de ellas, de punta a punta.

Más | ¿Como quedarían los cruces de Playoffs en la actualidad?

¿Pero qué tal si cavamos un poco más profundo y vamos por una capa más? No cualquier sorpresa, sino aquellas que aún siendo muy importantes y que, por diferentes razones, están pasando desapercibidas. Jugadores que a pesar de ser decisivos en equipos de Playoffs, quedan escondidos en un segundo plano. Esas figuras silenciosas y prácticamente en el anonimato tienen aquí su lugar.

El anotador de los Pacers

Si antes de la temporada hubiéramos proyectado a quienes creíamos que serían los máximos anotadores de Indiana, problablemente el mayor porcentaje de respuestas hubieran estado vinculadas a Domantas Sabonis, Malcolm Brogdon o Victor Oladipo en su retorno a las canchas.

De hecho, quizá todavía algún desprevenido sin demasiada atención a las estadísticas, siga pensando que el anotador del equipo salga de ese tridente. La respuesta, claro está, es muy diferente.

TJ Warren está liderando a los Pacers con 18,7 puntos por partido, con porcentajes de tiro más que interesantes: 53% de campo, 38% en triples y 81% en libres. Para un equipo que aparece 18° en rating ofensivo y 22° en puntos por partido, la presencia de un anotador natural como Warren resulta fundamental.

El ex de Phoenix no es un alero demasiado completo o versátil, más allá de haber mejorado en el campo propio. Pero a la hora de anotar, está entre los mejores de la liga en su posición: la 2019-2020 será su tercera campaña consecutiva en la que anota al menos 18 unidades por encuentro, con el dato no menor de haber llegado al 57 eFG% y al 60 TS% por primera vez en su carrera.

Puntos y eficacia, combo ideal a la hora de cumplir con su función.

Un tirador para Philly

Aunque han tenido claros problemas de otra índole, Philadelphia no ha sido ese equipo negado con el triple que esperarse antes del inicio de la Fase Regular. Los de Brett Brown figuran 19° en conversiones por partido y 14° en porcentaje. Nada muy destacado, pero por encima de las predicciones que los tenían en el fondo de la tabla en esa área.

Un nombre clave en ese relativo éxito de los 76ers ha sido Furkan Korkmaz. El turco, que parecía fuera de la franquicia durante el último verano, no solo terminó renovando su vínculo, sino que además se consolidó como el especialista que Philly precisaba.

De más está decir que Korkmaz está teniendo la mejor temporada de su carrera NBA, aportando 9,7 puntos desde el banco en algo menos de 22 minutos por partido. Aunque es en el triple donde realmente marca la diferencia: 40% de acierto con 2 conversiones por encuentro. Está segundo en el equipo en la primera de esas estadísticas (Milton registra un 45%) y primero en la segunda.

Allá por las primeras semanas de competición, Brown hablaba de que tenía que encontrar un "bombardero" en el plantel después de la salida de JJ Redick. Y finalmente, ese rol lo ha cumplido Korkmaz con creces.

Boston encontró su pívot defensivo

Otra de las grandes incógnitas que rodeaba a los favoritos del Este pasaba por la situación en el juego interior de Boston. Ya sin Al Horford y con la sensación de que Stevens apostaría por una formación pequeña, con Gordon Hayward de cuatro, la pregunta pasaba por ver quién podía darles una muy necesaria presencia defensiva cerca del aro.

Siempre estuvo claro que Enes Kanter, más allá de su talento ofensivo, no era la solución en ese sentido. Y en su lugar, el que terminó recibiendo y aprovechando la confianza del entrenador, no fue otro que Daniel Theis.

Hay pocos jugadores de más bajo perfil que el alemán. Pero a la hora de colaborar con el equipo y rendir dentro de su función, lo de Theis es excelente.

Ha salido como titular en 57 de 58 partidos, promediando 9,3 puntos, 6,6 rebotes y 1,3 tapones, con un 57% de campo, a lo largo de 23,8 minutos. Aunque su aporte va mucho más allá de los números.

Con el europeo en cancha, Boston permite apenas 105,6 puntos por cada 100 posesiones (88° percentil de la liga). ¿Cuando descansa? La cifra sube a 107,6 (77° percentil). No es casualidad: el de Salzgitter es pura solidez y esfuerzo en ese campo, teniendo además la mejor producción taponadora de su carrera.

Un complemento sumamente necesario, para que Boston hoy aparezca inesperadamente con la cuarta mejor defensa de la NBA.

Two-way en Memphis

Cuando se habla de la sorpresa que está dando Memphis, ubicándose en posiciones de Playoffs, se hace foco básicamente en Ja Morant. Y si queda algo de espacio, se destaca a sus interiores: Jaren Jackson Jr, Jonas Valanciunas, Brandon Clarke... pero ¿cómo podemos dejar de lado, no solo a su tercer máximo anotador, sino también a su mejor marcador perimetral?

Estamos hablando de Dillon Brooks. Un clásico ejemplo de two-way player, al que rara vez se lo suele mencionar dentro de ese grupo.

Lo cierto es que Brooks está promediando 15,7 puntos para los Grizzlies y apareciendo segundo en triples convertidos (2 por noche con un 37%). Cuando el canadiense está certero con el aro, el ataque de Memphis alcanza otro nivel. Hace mucho tiempo que no contaban con un perimetral de sus características. Es más, existe una relación directa entre su anotación y las victorias del equipo. Superó los 20 tantos en 22 presentaciones y, de todas ellas, los de Tennessee ganaron en 18.

De todas maneras, donde el aporte de Brooks parece estar más subvalorado, es en defensa. Según las estadísticas recopiladas por Andrew Patton, Brooks pasa el 23,3% de sus posesiones defendiendo a la primera opción ofensiva del equipo rival. La cifra es la más alta de Memphis y por un buen margen. Entre los jugadores que aún forman parte del equipo, el segundo es De'Anthony Melton con un 16,9% y el tercero Ja Morant, con un 13,6%.

Entre todos los jugadores de la liga, con al menos 500 minutos disputados, ese 23,3% tiene a Brooks en la posición 15°. En otras palabras, el jugador surgido de la Universidad de Oregon tiene una de las cargas más grandes del equipo: dar soluciones protagónicas en ambos costados.

Que los Grizzlies estén teniendo la temporada que están teniendo, con Brooks en esa función principal, habla a las claras de lo buena que está siendo la 2019-2020 del exterior.

El resurgimiento de KCP

¿Puede un jugador de los Lakers quedar bajo el radar?, ¿especialmente de estos Lakers, con LeBron y AD? Bueno, por más difícil que parezca, eso es exactamente lo que está pasando con Kentavious Caldwell-Pope.

El escolta ha logrado transformar las críticas y las burlas tras un par de temporadas complicadas, dentro y fuera de la cancha, en un rendimiento extremadamente sólido y seguro para los angelinos.

KCP está promediando la menor cantidad de puntos desde su año rookie (9,5), pero quedarnos con eso sería perder de vista lo bien que está jugando dentro de su rol. Sobre todo en términos de eficacia. Su 47% de campo es el más alto de su carrera, por un buen margen (supera al 43% de la 2018-2019), como también lo es su 39% en triples y su 59% de TS%.

En el caso de Caldwell-Pope, la reducción de minutos y de uso ofensivo han sacado la mejor parte de su juego, limitándose a cumplir con lo que mejor sabe hacer: defender y anotar desde el perímetro.

Con eso en mente, no sorprende que su +/- sea de un +6,8 en cada partido que pisa la cancha.

Sigue la NBA con el NBA League Pass, suscríbete aquí.

Las opiniones aquí expresadas no reflejan necesariamente aquellas de la NBA o sus organizaciones.

Más en NBA.com

russell-westbrook-051420-ftr-getty.jpg
Westbrook da positivo en coronavirus
NBA.com Staff
rajon rondo
¿Cómo afecta la lesión de Rondo a Lakers?
Nacho Losilla
nba house podcast
🎙️ Podcast: ReDraft 2015
NBA.com Staff
nikola jokic jamal murray mike malone
🎥 El playbook de Nuggets: sistema, datos, filosofía...
Nacho Losilla
Luka doncic
La gran actitud de Doncic en los entrenamientos
Sergio Rabinal
anthony davis
Davis: "Lo importante es recuperar la química"
Sergio Rabinal
Más noticias