);
Playoffs 2019

Debate NBA: ¿Pueden los Houston Rockets empatar o remontar la eliminatoria contra los Golden State Warriors?

Chris Paul James Harden Houston Rockets
Chris Paul y James Harden podrían unirse a LeBron en el próximo Big 3 Getty Images

No son tiempos amables en Houston. La derrota por 115 a 109 frente a los Golden State Warriors en el segundo partido de la serie han hecho saltar todas las alarmas en los Rockets. Los ajustes realizados por D'Antoni no surtieron efecto, dejando vía libre a Kevin Durant para que dominase el partido gracias a sus 29 puntos.

Remontar una eliminatoria ante los Warriors parece una tarea casi imposible, pero todavía más si la serie está con un 2-0 a favor de los bicampeones. De hecho el último equipo en una serie de Playoffs en ser capaces de remontar un 2-0 en contra fueron los Cleveland Cavaliers el pasado año ante los Celtics.

MÁS | James Harden sobre su ojo: "Apenas podía ver"

Echando la vista atrás habría que remontarse hasta el año 2008 para encontrar un equipo que remontase un 2-0 en contra en Semifinales de Conferencia. Fueron los San Antonio Spurs frente a New Orleans Hornets, unos Hornets que precisamente tenían a Chris Paul en sus filas.

Desde el staff de NBA.com nos preguntamos acerca de las posibilidades que tiene Houston de darle la vuelta a la situación y superar a su némesis.

Leandro Fernández (@FernandezLea)

Sí, Houston puede luchar en esta serie, porque ningún equipo (sobre todo uno de su calidad y con la sed de revancha que tiene) pierde esa capacidad de lucha y esfuerzo para conseguir un resultado. Pero, al mismo tiempo, los Rockets se están chocando contra una realidad difícil de esquivar: Golden State es, simplemente, superior.

Y, como si fuera poco para los texanos, los Warriors no tocaron el techo de su potencial en estas dos primeras victorias. Sí estuvieron enfocados defensivamente, algo que los hace aún más peligrosos. Pero esas ráfagas letales que combinan lo mejor en ambos costados de la cancha se vieron por destellos. Y bueno, en esos momentos, apreciar la reacción del Oracle Arena sirve para explicar lo que se generaba en la cancha.

Ojo, Houston también tiene margen de mejora, sobre todo ofensivamente. Aunque claro, el bajo nivel en ataque ya se convirtió en un síntoma y no en una anormalidad: en sus últimos 5 partidos de Playoffs, su rating ofensivo fue de 103,5 puntos cada 100 posesiones, más de 11 puntos menos que en la fase regular (114,8).

Y se puede agregar un factor: Golden State parece con ganas de mandar un mensaje que tape esos murmullos sobre los fallos arbitrales, y esa sensación de que en 2018 avanzaron porque se lesionó Chris Paul. El bicampeón intentará demostrar (una vez más) que el dueño de la competencia está en Oakland.

Sergio Rabinal (@S_Rabinal)

Cuando todo parecía encaminado para que los Rockets completasen una campaña ganadora y plantasen cara a los todopoderosos Warriors, el destino quiso que ocurriese lo contrario. El destino o la mano de Draymond Green que impactó directamente en el ojo de James Harden y acabó por herir a la estrella de Houston, mermando su rendimiento claramente. El contexto no es nada favorable para los texanos, que aunque ponen rumbo a casa, van a tener muchísimo trabajo que realizar si quieren mantenerse con opciones de competir por la serie.

La lesión de DeMarcus Cousins parecía igualar a los contendientes, pero solo ha hecho despertar el verdadero potencial de Kevin Durant y los Warriors. Houston tiene armas suficientes para hacer frente a los Warriors que hemos visto a lo largo de la temporada y a los cuales les endosaron un 3-1 en sus enfrentamientos de liga.

Los Rockets luchan contra la historia, pues además de la remontada de 2008 de los Spurs, tan solo en cuatro ocasiones más un equipo ha conseguido remontar un 2-0 en contra en Semifinales de Conferencia: Lakers (2004), Rockets (1995), Rockets (1994) y Lakers (1969). La historia nunca juega partidos, pero sí el peso de la misma puede incidir sobre los jugadores y en los momentos adversos esta franquicia siempre ha dado un paso atrás en el último lustro.

Golden State Warriors ha evidenciado que cuentan con el mejor jugador de la eliminatoria y que han recuperado para la ocasión al Draymond Green más determinante, dejando por casi imposible una remontada de Houston.

Pablo Schatzky (@pchaski)

Tal como se plantearon las cosas en los primeros dos partidos, que Houston logre una remontada sería algo hasta milagroso. Soy de los que piensan que más allá de Stephen Curry y Kevin Durant, Draymond Green es el alma de Golden State Warriors. Y si Draymond Green está en buenas condiciones, la orquesta suena bien. Y si Draymond Green está en perfectas condiciones, la orquesta es imparable.

Green ha estado promediando casi un triple-doble en estos dos partidos con 14,5 puntos, 11 rebotes y 8 asistencias y ha demostrado volver a su nivel elite en la defensa (haciendo un gran trabajo frente a bases y aleros sin importar los nombres). Más allá de los marcados estilos de juegos distintos, de lo que pueda hacer James Harden o de que los Warriors no puedan ejectuar a la perfección, Green se ha transformado en el termómetro de la serie.

Más en NBA.com

Damian Lillard
Lillard y otra noche para el olvido vs. Warriors
Leandro Fernández
Andre Iguodala
Andre Iguodala dejó el Partido 3 por lesión
Leandro Fernández
Stephen Curry
Steph, en su mejor racha anotadora en los Playoffs
Leandro Fernández
Draymond Green
Draymond Green, el corazón de los Warriors
Leandro Fernández
Draymond Green
Golden State pegó en Portland y quedó a tiro de las Finales
Leandro Fernández
Lou Williams, Luka Doncic y Giannis Antetokounmpo
Debate: ¿Quiénes deben ser los ganadores en los Premios 2019?
Staff NBA.com
Más noticias