Olympic Games

España cumple contra Francia con un gran Ricky Rubio: 5 observaciones de la victoria de la Selección

Primer partido contra un oponente de entidad y primera victoria de la Selección española en su camino de preparación para los Juegos Olímpicos de Tokio 2020. Francia adoleció de las bajas de Nicolas Batum y Rudy Gobert en un encuentro en el que Evan Fournier brilló con luz propia gracias a su descaro y acierto desde la larga distancia. Sin embargo, la consistencia y capacidad de ajuste de los de Sergio Scariolo les permitió resistir y acabar imponiendo su juego, ganando por 86 a 77.

MÁS | 3 historias a seguir en el Game 2 de las Finales

Después de completar una primera parte un tanto irregular, un tercer cuarto descomunal de Ricky Rubio donde se fue hasta los 12 puntos y la réplica minutos más tarde de Sergio Rodríguez hicieron posible el triunfo de los españoles.

Marc Gasol fue el jugador más completo del combinado nacional consiguiendo sumar 8 puntos, 5 asistencias y 6 rebotes gracias a su predisposición a la distribución del balón, a lo que añadir una gran labor en defensa para contener a los pívots rivales.

Tras este triunfo la Selección emprenderá la marcha rumbo a París donde el sábado volverá a enfrentarse al combinado de Vincent Collet.

España ante un rival real

El primer amistoso contra un oponente de primera línea pese a las bajas que presentaron fue más que correoso, llevando al conjunto de Sergio Scariolo a tener que esforzarse para poder encontrar sus espacios y jugar cómodos. Francia fue sumamente agresiva en defensa, frenando todos los intentos de mover el balón desde el pase y llevando a España a jugar únicamente a través del bloqueo directo no con mucho acierto.

En el otro costado, entre Evan Fournier y Nando de Colo pusieron en verdaderos problemas a la Selección siendo una amenaza constante desde la media y larga distancia. Fournier lideró a los franceses gracias a su insistencia, consiguiendo recibir en situaciones propicias tras indirectos que le liberaron para lanzar en suspensión.

La defensa sigue siendo clave

España no forjó su victoria desde el ataque como sí sucediera en los dos anteriores duelos ante Irán sino desde la defensa. El combinado nacional creció desde atrás, protegiendo los aledaños del aro a la perfección gracias a la gran labor realizada por los tres interiores (Pau, Marc y Willy). Los pívots supieron reaccionar a los intentos de anotar en continuación, fintando y recuperando sobre el balón y su par para evitar la canasta sencilla.

Un gran trabajo que no hubiera sido posible sin el esfuerzo colectivo de fintas y ayudas que los exteriores realizaron. No obstante, esta constante actividad y vocación a la hora de rotar dejó expuestos en más de una ocasión a los españoles, favoreciendo que Francia lanzase cómodos desde el triple.

Con el paso de los partidos y los entrenamientos la Selección conseguirá pulir estos pequeños detalles.

Ricky, al rescate

Cuando Francia parecía estar en mejor forma, disfrutando del acierto exterior y con un De Colo completamente enchufado todo parecía apuntar a que los galos iban a conseguir remontar el duelo. Todo esto al mismo tiempo que España sufría para anotar y no se encontraba en absoluto cómoda.

Fue entonces cuando Ricky Rubio apareció, liderando la reacción de la Selección con un tercer cuarto de escándalo. Con 12 puntos prácticamente consecutivos el base de los Wolves tomó las riendas del equipo como sucediese en 2019 y puso orden en el encuentro. Un duelo en el que el base catalán fue el máximo anotador con 16 tantos aunque con un 2 de 9 en tiros de campo, pero sumando 10 de 10 desde el tiro libre. Además repartió 4 asistencias.

Novedades en el juego interior

Después de probar en tramos cortos ante Irán, España sorprendió jugando durante buena parte de la primera mitad con dos pívots simultáneamente en pista. Las combinaciones entre Pau Gasol o Marc Gasol con Willy Hernangómez fueron una de las novedades que puso en marcha Scariolo ante Francia.

Con el jugador de los Lakers la dupla con Willy fue más efectiva ya que el catalán está más acostumbrado a jugar de exterior, colocándose en cabecera y sabiendo cómo asociarse con el madrileño tras pase.

Algo que no sucedió del mismo modo con Pau, cuyo resultado fue menos positivo puesto que Hernangómez tendió a quedarse extremadamente abierto, llegando a colocarse en las esquinas. Una propuesta que limita considerablemente las virtudes de la figura de los Pelicans por su deficiente tiro exterior, facilitando al rival poder realizar ayudas largas y colapsar la pintura. Por otro lado, Pau fue mucho más proactivo en el juego a media pista que Willy, haciendo que el papel de este fuese mucho menor, quedando en muchas posesiones inactivo.

Pau con autoridad

El pívot español disputó su tercer encuentro con la Selección tras su regreso dejando nuevamente buenas sensaciones y dejando claro que su rol en Tokio no va a ser para nada menor, disputando amplios minutajes y con relevancia en el juego. Pau tuvo un partido correcto, partiendo en la segunda unidad y yendo de menos a más.

De este modo, Gasol logró terminar el partido con 7 puntos, 5 rebotes aunque con un 43% de acierto en tiros de campo.

Pese a ello, el veterano de 41 años tuvo ciertos problemas para superar la agresiva defensa de Francia que le lanzó tanto dos contra unos como presionando mucho en sus continuaciones de tal modo que nunca estuvo cómodo.

Y lo más importante, Pau Gasol dejó una de las imágenes del partido con un homenaje a su mate ante Francia en 2015:

Las opiniones aquí expresadas no reflejan necesariamente aquellas de la NBA o sus organizaciones.

Más en NBA.com

marc gasol
Los mejores momentos de la carrera de Marc Gasol
Sergio Rabinal
Jordan Magic
¿Qué jugadores están asegurados en el Top 75?
Juan Estevez
rookies españoles
El año rookie de los españoles en la NBA
Sergio Rabinal
Pelicans Grizzlies Spurs
5 equipos a seguir pensando en el futuro
Agustín Aboy
carmelo anthony
Melo y su objetivo del anillo en Lakers
Sergio Rabinal
Lisa Byington
Lisa Byington, nueva narradora de Bucks
Sergio Rabinal
Más noticias