Charlotte Hornets

Gordon Hayward habla sobre su salida de Boston Celtics y la temporada en Charlotte Hornets con LaMelo Ball

Gordon Hayward sorprendió la pasada offseason con su salida de Boston Celtics para incorporarse a los Charlotte Hornets. El veterano alero, que cumple 31 años este mes de marzo, llegó a un acuerdo con la franquicia de Michael Jordan para acompañar a su grupo de jóvenes jugadores, encabezado por LaMelo Ball.

Más | James Harden, al mejor nivel con Brooklyn: "Es brillante"

"Realmente estoy disfrutando mi tiempo en Charlotte", le cuenta Hayward a NBA.com en una entrevista. "Sin duda el papel es un poco diferente (al que tenía en Boston), uno que estoy adoptando todavía. Es una temporada que estoy disfrutando mucho".

Hayward promedia 21,5 puntos, 5,4 rebotes y 3,7 asistencias con un excelente 42,1% en triples. Muestra su mejor versión individual desde la 2016-2017, su última temporada con Utah Jazz, cuando recibió la única consideración de All-Star de su carrera. Parece que el contrato de cuatro temporadas y 120 millones de dólares está ya justificado, aunque como siempre con él dependerá de cómo le traten las lesiones durante su etapa en el Norte de Carolina.

Eso sí, lo que es innegable es el cambio de rol de los Celtics a los Hornets. En el equipo entrenado por James Borrego tiene un papel protagonista, a diferencia de en Boston, donde era una pieza orientada a la generación y a hacer jugar al equipo. De hecho, le están echando en falta esta temporada.

"Estoy intentando llegar un poco más a la línea de tiros libres. Tengo que hacer eso de manera más consistente", dice sobre su enfoque para ser más agresivo. "Conducir y atacar el aro me abre todo, abre los tiros y me permite llegar a la línea de tiros libres. Ese ha sido mi objetivo".

La temporada 2020-2021 está aquí, el NBA League Pass es tu lugar para mirar la acción, y ahora lo puedes hacer gratis por aquí. ✅ 7 días de prueba sin cargoPartidos en vivo y on demandLa oportunidad de mirar todo en tu dispositivo favorito.

Hayward ha estado toda su carrera en equipos competitivos: primero, en unos Jazz que superaron las 50 victorias cuando llegó como novato, y después a los ambiciosos Celtics que le juntaron con Kyrie Irving. Esta aventura en Charlotte significa el regreso a un mercado pequeño y su primera aventura en un equipo que no aseguraba competir.

"Al llegar, sabía que iba a ser un desafío, algo que estaba deseando hacer. Intentar maximizar mi potencial como jugador de baloncesto y ayudarlos a llegar al siguiente nivel. Cuando llegué a Utah por primera vez estábamos en los Playoffs el año anterior, pero finalmente comenzamos una reconstrucción, así que he pasado por eso un poco. Estamos tratando de construir algo aquí en Charlotte como lo hice yo allí, construir el equipo. Hubo un año en Utah en el que estábamos en 20 victorias, luego en las 30, luego en las 40, y en mi último año, conseguimos 50".

"Voy a aprovechar esa experiencia aquí en Charlotte", explica Hayward. "Hasta ahora hemos tenido altibajos como equipo joven. Con toda la locura por la que hemos pasado esta temporada como liga, hace que las cosas sean un poco más difíciles para que un equipo crezca. Pero creo que lo estamos haciendo bien.

¿Y cuándo decidió que se marchaba de Boston?

"No lo decidí hasta el día en que lo anuncié. Pasaron tantas cosas antes de eso. En la burbuja me lesioné. Tuve que salir para rehabilitarme, luego regresar, no completamente sano, y mientras perdíamos en los Playoffs mi mujer estaba dando a luz un bebé. La liga nos dijo que la temporada probablemente no comenzaría hasta finales de enero, así que tenía que hacer una cirugía menor y rehabilitarme, pero luego comenzaremos justo antes de Navidad. Estaba luchando, tratando de prepararme y de estar saludable, luego llegó la Agencia Libre y, en última instancia, tenía que decidir dónde estar. Decidí marcharme de Boston el día que decidí que quería empezar de nuevo y tratar de ayudar a este equipo".

Más | La carrera por el MVP: los mejores de febrero

Los Celtics tenían en plantilla a Jayson Tatum, Jaylen Brown y al propio Hayward, posiblemente el mejor grupo de aleros de la competición. ¿Hubiese sido sostenible a medio plazo? Él cree que sí. "Hubiésemos encontrado una manera de hacerlo funcionar. Ganamos muchos partidos juntos. Son dos jugadores de muchísimo talento y van a ser de los mejores aleros que la liga tenga en el futuro".

"Todos les diríamos que nos decepcionó la forma en que salieron las cosas. Tuvimos tantos buenos jugadores, no solo nosotros tres. Kyrie (Irving), Marcus Morris, Marcus Smart, T-Roze (Terry Rozier) ahora conmigo en Charlotte. Teníamos muchas y diferentes opciones, pero solo hay una pelota. Creo que encontramos una manera de hacerlo funcionar, y las lesiones no ayudaron. No tengo nada más que cosas positivas que decir sobre mi tiempo en Boston. Tengo excelentes relaciones que construí allí".

"Marcharme fue una de esas cosas en las que decidí qué era lo mejor para mi familia y para mí, y eso era estar aquí en Charlotte".

Ya en julio de 2014, cuando terminaba su contrato de novato, Hayward alcanzó entonces un acuerdo con Charlotte. Sin embargo, Utah igualó la oferta y continuó con los Jazz. Ese interés de los Hornets también pesa, al igual que ser reclutado por el mismísimo Michael Jordan.

"Es realmente genial. Es como, estás sentado, y de repente recibes una llamada de Michael Jordan y te dice, hola jovencito, quiero que vengas a jugar con nosotros. Eso es muy especial. Y es la segunda ocasión en la que sucede. Siempre recuerdo que él y la organización creyeron en mí antes cuando me ofrecieron un contrato cuando estaba en Utah. Es una gran sensación que él crea en ti".

Los Hornets son una de las grandes sorpresas de la temporada, en buena parte por el juego ofensivo y desinteresado que practican. Juegan un muy buen baloncesto y además consiguen victorias: son octavos del Este con un récord de 16-18.

Más | La carrera por el Rookie del Año: la competencia de LaMelo

"Me encanta la forma en que jugamos. Pasamos la pelota, nos movemos, cortamos. Obviamente, con LaMelo, es un tipo divertido para jugar, hace jugadas emocionantes. Miles (Bridges), y la conexión que tienen, T-Roze y sus mates. Ha habido muchos partidos en los que habría habido una atmósfera eléctrica en el pabellón. Hemos tenido grandes victorias en casa. Es una pena que no haya fans. Nosotros, los jugadores, vivimos para eso. Dijeron que es posible en la segunda mitad (del calendario) tengamos algunos aficionados".

Sobre LaMelo, favorito al Rookie del Año, tiene claro cuándo vio que era un jugador a seguir. "Se podía ver en el campus de entrenamiento, tiene una sensación especial para el juego". La presencia de Hayward libera a Ball de ciertas tareas de generación y, sobre todo, le ayuda con la responsabilidad anotadora, al igual que con Tatum y Brown en Boston.

"Tiene un imán para la pelota, está en el lugar correcto en el momento adecuado y es mucho más alto de lo que pensaba. Llega a su lugar siempre y tiene un gran control. Va a ser realmente bueno".

Las opiniones aquí expresadas no reflejan necesariamente aquellas de la NBA o sus organizaciones.

Más en NBA.com

garuba
Garuba se retiró lesionado vs. Birmingham
Sergio Rabinal
willy
Willy hace historia en la NBA a su manera
Sergio Rabinal
FOX
Tras 3 prórrogas, los Kings derrotaron a Lakers
Sergio Rabinal
Curry Lillard
Curry y otro triunfo de GSW, que sigue en la cima
Agustín Aboy
Phoenix Suns
Los Suns son imparables: 15 triunfos seguidos
Agustín Aboy
Reggie Jackson
LA Clippers de nuevo en la senda positiva
Agustín Aboy
Más noticias