Los Angeles Lakers

Se cumplen 13 años del traspaso de Pau Gasol a Los Angeles Lakers desde Memphis Grizzlies

Pau Gasol Lakers
Pau Gasol Lakers Getty Images

Parece que fue ayer cuando una noticia protagonizaba todos los informativos. Pau Gasol, máximo exponente del baloncesto español, era traspasado de los Memphis Grizzlies a Los Angeles Lakers. Era 1 de febrero de 2008 y el baloncesto daba un giro de 180 grados.

De un día para otro, Pau pasó de ser el jugador franquicia de un equipo en plena decadencia a formar parte de uno de los equipos más laureados de la historia de la NBA y a formar dupla con Kobe Bryant. Un movimiento que acabaría con su hermano Marc un año después en Memphis, uniendo para siempre el apellido Gasol al estado de Tenneesee.

MÁS | Marc Gasol y su uso en los Lakers de LeBron James, ¿cómo puede mejorar?

El traspaso acabó siendo un éxito, tres finales consecutivas, dos anillos y la última época dorada de los Lakers que pondría fin a la dinastía de Phil Jackson y colocaría finalmente a Gasol entre la élite de la liga.

"Tratamos de reforzar a Pau, hacer algunas cosas con la plantilla, hacerlo un poco mejor para él", dijo Chris Wallace, GM de los Grizzlies, a Bleacher Report en 2018. "Pero resultó obvio para mí en el parón de Navidad de 2007 que no íbamos a ningún lado. Sabía que no íbamos a ser un equipo de Playoffs y que estábamos realmente en un mal lugar".

Fue entonces, un mes después, cuando en un mar de rumores se confirmó la noticia. Gasol iría a los Lakers a cambio de Kwame Brown, Javaris Crittenton y Aaron McKie además de una primera ronda de Draft (2008) que acabaría siendo Donté Greene, y los derechos de Marc Gasol. Los Lakers por su parte recibirían una segunda ronda de Draft de 2010, que sería Devin Ebanks, y a Pau.

En su momento, el traspaso fue sumamente criticado por la prensa porque era desfavorable para Memphis al haber cambiado a su jugador estrella por dos veteranos, un jugador joven sin mucho potencial y un europeo cuyo único cartel en Estados Unidos era su apellido.

MÁS | Kobe Bryant y Pau Gasol: Ébano y Marfil

"Debería haber un comité de traspasos que pueda interceder en todos los traspasos que no tengan sentido", comentaba Popovich. "Solo desearía haber estado en ese comité que supervisa los traspasos de la NBA. Me gustaría elegirme para ese comité. Habría votado no al traspaso de los Lakers". Popovich decía esto no porque fuese un traspaso que no le gustase, sino porque parecía desfavorable para una parte.

Quizás por suerte o con intención, la jugada acabó saliendo bien para ambas partes. Los Lakers consiguieron los dos anillos (2009 y 2010) y los Grizzlies dieron el cambio que necesitaban para convertirse en un fijo en los Playoffs, donde se vivieron los mejores años de la franquicia.

Ese movimiento de mercado del que se cumplen 13 años cambió todo. Cambió la liga, porque los Lakers encontraron la pieza que Jackson necesitaba para hacer funcionar el triángulo ofensivo junto a Odom y Bryant. Cambió el baloncesto español, dándole la relevancia que merecía en los medios y atrayendo a toda una generación a disfrutar y seguir la NBA. Y, por supuesto, cambió para siempre el destino de los Gasol.

Un solo traspaso que alteró un universo al completo.

Las opiniones aquí expresadas no reflejan necesariamente aquellas de la NBA o sus organizaciones.

Más en NBA.com

Horton-Tucker
Los Lakers ganaron una batalla ante New York
Juan Estevez
Herro
Miami venció a Boston y entró a Playoffs
Juan Estevez
Campazzo
Cierre clave de Campazzo y triunfo de Denver
Juan Estevez
Morant
Noche NBA: Memphis arrasó con Luka y Dallas
Juan Estevez
Joel Embiid, Derrick Rose, Jimmy Butler, Jayson Tatum
El Este y una jornada de grandes definiciones
Leandro Fernández
kristaps porzingis luka doncic
Porzingis y su relación con Doncic
Nacho Losilla
Más noticias