);
Indiana Pacers

Cinco historias de Indiana Pacers en la temporada 2019-2020

Con la temporada 2019-2020 suspendida de forma indefinida por la pandemia del coronavirus COVID-19, desde NBA Global miramos hacia atrás para recordar qué estábamos viendo en una campaña repleta de condimentos. Por lo tanto, largamos con una serie de artículos recordando cinco historias, momentos u observaciones de cada uno de los 30 equipos que componen la mejor liga del mundo. En esta entrega, repasamos la campaña de Indiana Pacers.

5 historias de Toronto | LA Lakers | Denver | Philadelphia | Phoenix | Dallas | San Antonio | New Orleans | Utah | Oklahoma City | Golden State | Brooklyn | Miami | Clippers | Cleveland | Detroit

La continuidad de una cultura a prueba de nombres

Indiana acumula cuatro llegadas consecutivas a los Playoffs, y ocho en las últimas nueve temporadas. Con marca de 39-26 (5° lugar del Este), la continuidad de la seguidilla parecía un hecho antes de la suspensión de la temporada. Y detrás se esconde una fórmula clara: los Pacers se mueven con una cultura, ejecutan un plan y ponen al equipo por encima de todo. Si bien hay estrellas en el plantel, no hay mejor estrella que el plantel completo, que la suma de todas las partes.

Nate McMillan lleva cuatro campañas al frente del conjunto, y año a año ha potenciado una identidad clara, con el sacrificio, la lucha y la constancia como bandera. Ha armado equipos con enorme sentido colectivo, duros en defensa, con carácter y enorme capacidad para responder a diferentes situaciones. Los Pacers conocen sus limitaciones y potencian sus virtudes como pocos. Y en esa forma se esconden, quizás, las razones para mantener el éxito pese a los cambios.

Por algo las victorias se mantienen pese a una gran mutación de personal: del equipo que logró un sensacional 48-34 en la 2018-2019 ya no están cinco de los primeros ocho máximos anotadores, y otro de ellos se perdió gran parte de este curso por lesión (Oladipo). De los titulares que comenzaron aquella campaña, sólo uno (Myles Turner) largó esta desde el inicio, con tres de los otros cuatro fuera de la organización. Y es más, uno de los titulares nuevos (Jeremy Lamb) sufrió una grave lesión hace unas semanas. Así y todo, Indiana está entre los de arriba del Este.

Los Pacers no serán los más lujosos, atléticos o creativos de la liga. Pero lo suyo es la consistencia y efectividad en los dos costados de la cancha: tienen la 7° mejor defensa (permiten 107,7 puntos cada 100 posesiones), el tercer mejor porcentaje de campo (47,7%), son el 6° mejor equipo en asistencias (25,9) y el quinto con menos pérdidas (13,1). Además, sin contar a Lamb (lesionado), tienen seis jugadores por encima del doble dígito anotador de promedio.

Cultura, continuidad, proyecto. Cuando las ideas están claras, todo llega a buen punto...

El regreso de Victor Oladipo

El 23 de enero de 2019, con Indiana tomando forma como una verdadera amenaza en la Conferencia, Victor Oladipo dijo basta en pleno partido contra Toronto Raptors. La rotura del tendón del cuádriceps de su rodilla derecha lo dejaba fuera de acción por lo que restaba de la temporada y llenaba de dudas su futuro inmediato, al tratarse de una de las lesiones de mayor gravedad para un jugador de básquet, justo en lo que estaba siendo su segunda temporada como All-Star.

La cultura de los Pacers les permitió sostenerse. Cerraron aquel curso con marca de 23-23 y llegaron a los Playoffs (derrota en la primera ronda frente a Boston Celtics), y en esta concretaron una marca de 30-17 sin su jugador diferencial. Claro que el 29 de enero llegó la mejor noticia, con el regreso de Dipo en un triunfo ante Chicago Bulls que tuvo su marca, ya que forzó el suplementario con un largo triple que emocionó a todos.

10 de los 13 partidos del escolta en este curso fueron como titular, y está claro que su crecimiento estaba siendo progresivo, tomando ritmo y sacándose el lastre de un año de inactividad. La suspensión, de hecho, lo agarró justo cuando empezaba a demostrar destellos del jugador que supo ser.

  • Primeros 5 partidos: 10,6 puntos (28,1% campo), 1,4 rebotes, 2,6 asistencias (36,8 minutos)
  • Últimos 5 partidos: 18,6 puntos (47,1% campo), 4,8 rebotes, 3,6 asistencias (27,4 minutos).

Indiana ratificó que puede ser competitivo contra todos. Pero no hay dudas que el salto de calidad se lo puede dar, justamente, el jugador de mayor calidad en su plantel. Ése es Victor Oladipo, quien ya está de vuelta y listo para retomar su mejor versión.

Más | La posesión: Victor Oladipo y la explosión que confirma que está de regreso con Indiana Pacers

La explosión de Domantas Sabonis

Parte de ese 30-17 que estampó Indiana en el comienzo de temporada sin su All-Star (Oladipo) se explica por la construcción de otro All-Star. Eso fue Domantas Sabonis, quien pasó de Sexto Hombre clave a titular y estrella en este curso que vio todo lo que puede ser como jugador en el contexto y bajo el rol indicado.

Cuando parecía que Myles Turner era el hombre indicado entre los pivots de los Pacers para llegar al siguiente nivel, fue el europeo el que dio el paso adelante, transformándose en una completa garantía. Ya era un excelente finalizador de acciones de pick and roll, pero fue mucho más que eso. Sabonis es una máquina de rebotes, de aprovechar ventajas, de usar su inteligencia y lectura para jugar para él y para el resto. Un anotador efectivo, que nunca hará cosas de más y siempre intentará ejecutar lo que pide cada acción.

Más | La posesión: Domantas Sabonis, el regreso de Victor Oladipo y la importancia del short roll

Sus promedios de 18,5 puntos (54% campo), 12,4 rebotes y 5,0 asistencias (34,8 minutos) lo llevaron a su primer All-Star y lo pusieron entre los mejores internos de la competencia. Con 50 doble-dobles, rompió su propio récord personal, quebró la mejor marca de Indiana (superando los 49 de Troy Murphy en 2008-2009), es el tercero con más cantidad en la temporada (sólo lo superan los 51 de Whiteside y los 52 de Giannis Antetokounmpo) y, como si fuera poco, completó cuatro triple-dobles, a uno del récord en un curso de un jugador Pacer (Lance Stephenson hizo cinco en 2013-2014).

Con 23 años y en su cuarta campaña en la liga, el lituano parece haber llegado para quedarse, y aún tiene margen de mejora (como su tiro a distancia).

Malcolm Brogdon, entre el brillo y las lesiones

El principal fichaje de Indiana en la Agencia Libre fue el de Malcolm Brogdon, quien salió de Milwaukee Bucks después de tres temporadas (rookie del año en 2017). El base, por primera vez, iba a tomar el papel de titular y pieza central (sobre todo ante la ausencia de Oladipo), y vaya si cumplió en el comienzo de la temporada. No sólo demostró la misma solidez y simpleza que lo caracterizó en los Bucks junto a Giannis y compañía, sino que le agregó una cuota extra de gol y personalidad.

En sus primeros 11 partidos, promedió 20,7 puntos (47% campo), 5,2 rebotes, 8,5 asistencias y 1,1 robos en 33,0 minutos. El problema es que empezaron los problemas físicos que fueron múltiples y minaron su continuidad y confianza. De hecho, antes de la suspensión había sido diagnosticado con una lesión en el músculo recto femoral que lo ponía "semana a semana" en cuanto a su recuperación. Entre problemas en la espalda, enfermedad, una conmoción cerebral y algunas molestias musculares, la cantidad de ausencias llegó a 17 encuentros, y la máxima cantidad de partidos seguidos que pudo disputar fue de 15.

Así, sus promedios, tras aquel comienzo de lujo, cayeron a 16,3 tantos (44% campo), 4,7 rebotes y 7,1 asistencias. Siguen siendo muy buenos, está claro. Pero las lesiones trastocaron un curso que parecía genial.

¿Cómo llegar al próximo paso?

Ya se dijo que Indiana lleva cuatro clasificaciones consecutivas para los Playoffs. Bueno, también lleva cuatro eliminaciones seguidas en la primera ronda, con dos barridas y dos derrotas en el Game 7. Está claro que el objetivo es romper esa barrera y avanzar más allá de ese primer turno.

Lo primero que los Pacers necesitan es salud. En la 2018-2019, la ausencia de Oladipo en postemporada fue imposible de compensar. Vale recordar que el mismo Dipo fue el líder de aquella primera ronda del 2018, cuando llevaron a siete encuentros a los Cavaliers de LeBron James. El escolta ya está de vuelta, aunque su crecimiento coincidió con la lesión de Brogdon. ¿Qué será del conjunto de McMillan completo y en ritmo? Esa pregunta sigue sin respuesta, pero el potencial es claro: el quinteto "ideal" de Brogdon, Oladipo, Warren, Sabonis y Turner compartió apenas 86 minutos de cancha (en 6 partidos), y generó un rating neto de +10,3.

Otro factor a atender es una mejora en una cuestión que parece no estar en el ADN: el triple. Los Pacers son el equipo que menos triples intenta (27,5 por encuentro) y el segundo que menos anota (10,0). Esa máxima de "sin triples es muy difícil ganar" cobra fuerza con el correr de los años, e Indiana -quizás- necesita adaptarse a esa realidad para dar el salto.

Las opiniones aquí expresadas no reflejan necesariamente aquellas de la NBA o sus organizaciones.

Más en NBA.com

Rajon Rondo
Cinco posibles destinos para Rajon Rondo
Agustín Aboy
Stephen Silas
Stephen Silas, nuevo entrenador de los Rockets
Agustín Aboy
Oscar Robertson y Russell Westbrook
¿Quién es el jugador con más triple-dobles en la NBA?
Carlos Herrera Luyando
Gersson Rosas
Gersson Rosas y la Jr. NBA Week virtual
Juan Estevez
Robert Parish, campeón con los Bulls
Jugador más viejo en ganar un título NBA
Carlos Herrera Luyando
Steve Nash
Nash: defensa como prioridad y el título de objetivo
Agustín Aboy
Más noticias