);
Memphis Grizzlies

La asignatura pendiente de Ja Morant en su año rookie: el bloqueo directo

La lesión de Zion Williamson en los días previos al comienzo de la temporada regular dejaron a Ja Morant como la gran esperanza entre los debutantes dentro de una camada objetivamente menos profunda que la de Drafts anteriores. La incertidumbre sobre si la explosión experimentada en su última campaña en college podría mantenerse una vez llegase a la NBA quedó fuera de duda en el momento en el que saltó a pista con Memphis Grizzlies.

MÁS | The Last Dance: ¿Cómo fue el camino de Chicago Bulls en las Finales de 1998 hasta el anillo?

Los rectificados, las canastas imposibles y los crossovers con los que Ja Morant deleitó a los aficionados en su primer mes justificaron completamente la apuesta de la franquicia. Un rendimiento que mantuvo a un alto nivel a lo largo de la primera parte de la temporada con explosiones de 30 puntos ante Nets, de 26 ante Rockets o con un triple-doble frente a Wizards. Tan solo uno de los cuatro galardones a Rookie del mes se le escapó al base de Murray State que fue a manos de Williamson, solo la irrupción del número 1 del Draft ha eclipsado en cierto modo lo que está siendo un primer año más que sobresaliente.

El base de los Grizzlies ha dejado muestras de ser un talento único y de moverse en registros de juego difícilmente alcanzables para otros compañeros de posición por su rapidez de pies y elasticidad cerca del aro. Sin embargo, no todo ha salido a la perfección para el rookie pues ser la imagen de una franquicia como debutante exige una perfección en ciertos aspectos que han evidenciado algunos puntos de mejora en Morant.

Más allá de que su inconsistencia en el lanzamiento desde la larga distancia sea un hecho con un 36% de acierto desde el triple y con un 35% de acierto cuando se aleja a más de 5 metros del aro, el aspecto del juego que más ha dejado claro que Morant tiene mucho que mejorar es el bloqueo directo. Una de las bases del juego actual y pese a que el sistema de Taylor Jenkins no ha girado especialmente alrededor de este tipo de acciones (24% de uso), sí lo ha hecho en el caso del rookie que prácticamente la mitad de sus acciones han acabado en una pantalla.

MÁS | ¿Qué pasaba en la NBA antes de la suspensión? Datos del momento de los 30 equipos previo al parón por el coronavirus

De los 11 jugadores que han promediado más de 9 posesiones por partido en acciones de este tipo, Morant ha sido el que menos rédito ha sacado de todos ellos. ¿Cuál es la razón? Lo analizamos

Lo que dicen sus números

Posesiones por partido Frecuencia de uso Puntos por posesión Puntos por partido
Ja Morant 9,4 49% 0,87 8,2

Lo que tiene que aprender

Sería injusto exigir a un rookie que estuviese a la altura de estrellas consagradas como Damian Lillard, Kemba Walker o Luka Doncic (los únicos en sobrepasar el punto por posesión en pick&roll), especialmente en un tipo de acción como el bloqueo directo que posee tantas variables y en donde intervienen factores cambiantes como los ángulos, la compenetración entre bloqueador y bloqueado sin olvidar el cómo la defensa afronta esa situación. En definitiva, dominar este juego de 2x2 abre las puertas del triunfo en muchos de los casos y abre un abanico casi infinito para anotar.

No obstante, en un equipo en el tan solo un cuarto de sus ataques se producen de este modo y donde Morant acumula la mitad de ellas, es imprescindible que encuentre el modo de poder sacarle mucho más partido de lo visto en sus primeros 59 partidos de carrera.

Una de las claves que se aprecian en el vídeo es que su mayor virtud, la creatividad rumbo al aro, es su mayor cárcel pues en muchas ocasiones y ante rivales de mayor entidad física como pívots Morant tiende a tratar de resolver la posesión como si no hubiese nadie frente a él. Así se explica que su porcentaje de acierto efectivo baje hasta un 47,9% y su acierto en general se quede en el 42%, produciéndose situaciones que derivan en un contraataque rival y posterior canasta.

MÁS | Michael Jordan vs. LeBron James: ¿Quién tuvo una competencia más difícil en sus rivales de los Playoffs?

La gestación de la finalización en muchos casos viene precedida de un alto uso de recursos técnicos como diferentes fintas de cuerpo con un timing correcto así como una serie de cambios de ritmo con la intención de ganar el espacio suficiente para acabar en el aro. Sin embargo, su limitado rango de tiro en muchas ocasiones facilita el trabajo a la defensa que aprovecha para cerrarse en torno a los aledaños del aro y castigar sus 78 kilos de peso.

Las lecturas previas a la reacción de la defensa a la pantalla suelen ser correctas, Morant responde a que su par pase por detrás los bloqueos con un repick con el que poder penalizar la confianza de su defensor así como cuando estos cambian llegado el final de posesión, pero la lectura posterior tiende a ser repetitiva, atacando el aro sin atender al espacio del que dispone.

Como punto positivo a este tipo de jugadas, el camino de la mejora del base de los Grizzlies viene de la mano de las bombas o floaters con las que puede castigar de manera bastante efectiva que el pívot rival se hunda así como una recuperación lenta de su defensor original como han acostumbrado a hacer otros como CJ McCollum o Kemba Walker para sobreponerse al hándicap físico.

Por otro lado, aunque siga sin ser un jugador evidentemente eficiente en el bloqueo directo, eso no ha impedido al base poder producir para sus compañeros que han aprovechado la alta gravedad ofensiva que este genera para nutrirse de puntos en la continuación. Los Grizzlies han sido uno de los equipos en toda la NBA que más acciones han realizado para sus continuadores con Jonas Valanciunas y Brandon Clarke produciendo hasta 6 puntos por encuentro de este modo con 1,24 y 1,48 puntos por posesión respectivamente, todo ello fruto de los pases de Morant.

El primer año de Ja Morant ha sido sobresaliente, sus 17 puntos y 7 asistencias de media dan buena prueba de su rápida adaptación a la NBA. El bloqueo directo es una de sus asignaturas pendientes si quiere convertirse en un verdadero lider en Memphis y uno de los más determinantes en su posición.

Las opiniones aquí expresadas no representan necesariamente a la NBA o sus asociaciones.

Más en NBA.com

Julius Randle en el Madison Square Garden
Panorama de los Knicks para la 2020-2021
Carlos Herrera Luyando
duplas
Las 10 parejas que más se asisten en la 2019-20
Juan Estevez
Graham Hornets Rozier
Test de compatibilidad: Graham y Rozier
Juan Estevez
Draft
La Guía del NBA Draft 2020: sistema y jugadores
Juan Estevez
NBA entrenamiento
La progresiva vuelta a los trabajos para los equipos
NBA.com Staff
LeBron
LeBron vs. LeBron: ¿cómo ha evolucionado su juego?
Juan Estevez
Más noticias