Washington Wizards

Jaime Echenique, entre lágrimas tras hacer historia para Colombia: "Vale la pena soñar, todo puede hacerse realidad"

"Si estoy soñando ahora mismo, por favor no me despierten". Y sí, Jaime Echenique bien puede pensar que está flotando en una nube en estos momentos, o bien pueden anotarlo como uno de los hombres más felices alrededor del mundo. Una felicidad con mezcla de emoción, de reflexión, de mirar hacia atrás y apreciar el camino recorrido, superando obstáculos y piedras pero siempre confiando en algo que cree como un mantra: "Todos los sueños se cumplen, sólo hay que ser disciplinado y trabajar duro por ellos". Vaya si lo hizo, y vaya si ser el primer jugador de Colombia en disputar un partido oficial NBA es un cartel que lo llena de satisfacción.

El de Barranquilla hizo historia en la noche del jueves 30 de diciembre y es una de las historias de este particular pasaje de la temporada 2021-2022. Sí, los múltiples casos de jugadores dentro de los protocolos de salud y seguridad de la liga están afectando por completo la normalidad de la competición en varios aspectos. Pero, al mismo tiempo, están abriendo paso a muchísimos jugadores a los que se les presenta un hueco en forma de excepción temporal para completar a los equipos. Dentro de esos jugadores hay historias, por supuesto. Hay sueños y ejemplos como el de Jaime, quien puso su nombre en los libros después de muchísimo sacrificio dentro de un año que fue una verdadera montaña rusa.

Más | Jaime Echenique hizo historia para Colombia en el triunfo de Washington Wizards ante Cleveland Cavaliers

"Estoy sin palabras. Esto es lo máximo a esta altura de mi vida. Pienso en todos los obstáculos que tuvo que pasar. El 4 de enero pasado es un día que no me voy a olvidar jamás, es cuando me rompí el tendón rotuliano de una rodilla estando en España. Era algo que tenía que superar estando en mi mejor momento. Y hoy, 11 ó 12 meses después, estoy aquí, debutando en la NBA. Es asombroso e increíble", soltó en la atención a los medios posterior al 110-93 de Washington Wizards ante Cleveland Cavaliers. Una atención a los medios en donde estuvo siempre con lágrimas en los ojos, con la emoción a flor de piel y tratando de expresar las miles de sensaciones que pasaban por su cuerpo.

Vaya camino tuvo que pasar Echenique desde aquel problema físico cuando venía destacándose en el Gipuzkoa de la Liga ACB. Un camino que en la offseason lo vio en la Summer League, que luego lo tuvo en la pretemporada con Washington y, tras no quedar, lo vio pasar por la filial de los Wizards en la G League, donde venía destacándose hasta esta llamada, una que -curiosamente- se demoró en atender. "Ha sido un día muy loco. Esta mañana cuando me desperté tenía 20 llamadas perdidas. Estaban tratando de ubicarme y justo elegí quedarme 15 minutos más en la cama, justo el día en que me llamaban para la NBA. Suelo tardar 15 minutos hasta el estadio, pero esta vez lo hice en 7", recordó entre risas.

El interior de 24 años tenía bien en clara su meta, desde todo punto de vista. "Jamás había asistido a un partido de NBA hasta la pretemporada. La primera vez que lo hice estaba siendo parte de uno, contra Houston Rockets en esta pretemporada. Después de eso nosotros teníamos entradas gratis para los partidos, pero mi ego no me permitía ir al estadio, los apoyaba desde mi casa. Dije que no iba a ir a un partido si no era parte de él. Y gracias a Dios las cosas se dieron", señaló. Pero claro, no ha sido para nada fácil.

"No hay que dejar que alguien te diga que no. Mucha gente me cerró la puerta, me dijo que no era lo suficientemente bueno, que era vago, que simplemente era alto. Pero yo trabajé y nunca dejé que esos comentarios me llegaran a la cabeza. Me terminaron haciendo más fuerte. Sé que toda esa gente se está tragando esos comentaarios ahora mismo", resaltó en un mensaje para quienes dudaron de su capacidad.

Colombia se une a una lista que tenía a Argentina, Brasil, Uruguay y Venezuela como los países sudamericanos en tener jugadores NBA. Jaime es pionero para su tierra, pero lejos está de ser el final de este recorrido. "Ahora mismo solo hay seguir trabajando, explotando mis habilidades. Este no es ni el final ni el inicio, sino la continuidad del trabajo que he hecho en toda mi carrera. Jamás en mi vida pensé en ser el primero, el segundo o el tercero. Las oportunidades llegan a tu vida y tienes que aprovecharlas. Quiero seguir trabajando para que esto sea por años", señaló, aunque sabe que también es importante detenerse y saborear todo: "Por más que sigas trabajando, estos son momentos que tenés que disfrutar tanto como puedas, porque son recuerdos que quedarán para toda la vida".

Esos 3 minutos disputados ante los Cavaliers son mucho más que un frío número en una planilla estadística. Son la consecuencia de un proceso de años y años. Es el premio para un joven que es esforzó como pocos y que ahora disfruta. "Desde que me fui de mi casa no he parado. Llegar a estos momentos es satisfactorio. Esto es para mi barrio, para mi ciudad, para mi país, para Sudamérica... Estoy feliz por mi familia, por mi país, por la gente que creyó en mí y por mí mismo", cerró Echenique, el hombre de la historia de fin de año para los latinos. El hombre que no duda a la hora de lanzar con un mensaje:

"Vale la pena soñar".

Las opiniones aquí expresadas no representan necesariamente a la NBA o a sus organizaciones.

Más en NBA.com

Embiid
La noche más destructiva de Embiid
Juan Estevez
Facundo Campazzo
Campazzo: "Si consumís lo que viene desde afuera es dañino"
Leandro Fernández
simmons, sabonis, schroder
10 jugadores que podrían ser traspasados
Sergio Rabinal
juancho
Juancho a los Spurs, ¿qué supone?
Sergio Rabinal
embiid
¿Hasta dónde puede llegar este Embiid? Los datos
Sergio Rabinal
Anfernee Simons
Anfernee Simons, ¿candidato al MIP?
Agustín Aboy
Más noticias