);
San Antonio Spurs

Entrevista exclusiva a Bruce Bowen: "Cuando aseguran que hoy no se deja defender, no dicen la verdad"

Bruce Bowen
Getty Images

Los Spurs de Gregg Popovich son y seguirán siendo eternos. Un equipo que marcó como pocos la transición del viejo al nuevo milenio en la NBA y que aún hoy en día sigue compitiendo al más alto nivel. Una franquicia que ha dejado para la historia un trío imborrable. El que formaron Tim Duncan, el argentino Manu Ginóbili y el francés Tony Parker. Pero su éxito no podría entenderse sin gente como Bruce Bowen (California, 1971). Ganador de tres anillos con los texanos (2003, 2005 7 2007) y ocho apariciones consecutivas entre los dos mejores quintetos defensivos de la temporada (2001-2008), NBA.com pudo charlar con él en Londres. Horas antes del partido entre los Wizards y Knicks, le pillamos participando en un clínic de la Jr. NBA en el gimnasio CitySport.

¿Qué significa para alguien como usted estar en Londres trabajando con niños bajo el paraguas de la NBA?

Esta es una de esas situaciones en la que uno tiene la oportunidad de devolverle al juego lo mucho que le ha dado. Supone toda una alegría poder ejercer un impacto en los niños. Ahora mismo están centrados en su amor por el juego. No piensan en cosas como si hago esta u otra jugada ganaré más seguidores en Twitter. Están aquí porque disfrutan y quieren aprovechar la oportunidad. Así que, ¿por qué no querer estar involucrado en algo sí? Estoy orgulloso del fantástico trabajo que está haciendo la Liga, abriéndose también a las mujeres.

Son días en los que se habla mucho de la evolución que está experimentando el juego. ¿Realmente encuentra tantas diferencias con respecto a su época?

Sí. Los jugadores han progresado, se han hecho mejores… Lo ves con la evolución del tiro de tres puntos. Casi todos los equipos lo emplean frecuentemente. Antes no era así porque no querías que un 2,10 estuviese lejos de la canasta. Mayores porcentajes de tiro, pero ahora los chicos son mucho más habilidosos. Creo que se trata más de una cuestión de repertorio. De cómo los jugadores lo van incorporando cada vez más jóvenes.

Entonces, ¿descartamos que otro de los motivos sea una supuesta pérdida de defensa? Ya sabe que este es otro tema candente.

Llegado el momento, sobre todo en los playoffs, necesitas defender. Por eso los Warriors fueron a por Kevin Durant. Cleveland empezó a defender en aquellas Finales (las de 2016) y les vencieron. Cuando enfrente tienes ese tipo de defensa necesitas algo más con lo que hacer frente.

Como uno de los mejores defensores en la historia de la Liga, ¿cree que hoy en día los especialistas lo tienen más complicado para frenar a las estrellas rivales?

Hemos llegado a una de esas fases en las que tienes que tratar de seguir elevando tu juego. Cuando yo jugaba en la NBA teníamos el contacto con la mano (hand check) y otras herramientas táctiles. Así que los buenos jugadores tuvieron que hacer ajustes para superarlas. Cuando ahora escucho a la gente decir que ya no se deja defender pienso que no es verdad. Todavía se ven este tipo de contactos, aún más en unas Finales.

En una época en la que sólo se habla de las estrellas. ¿Qué importancia tienen los jugadores de rol, como lo fue usted en los Spurs?

En cualquier deporte los tienes y son indispensables. No todos son Pau, Marc Gasol o Tim Duncan. Todo el mundo tiene un don. Lo importante es combinarlo con los dones del resto de compañeros. Fíjense en Draymond Green. Digamos que quitamos del parqué a Steph Curry y Kevin Durant. ¿Qué pasa con Draymond? ¿Sigue siendo capaz de hacer lo que él hace?

Quisiera preguntarle por un compañero suyo en los Spurs, Manu Ginóbili. Próximamente le van a homenajear en San Antonio retirando su camiseta. ¿Qué recuerda de él?

Un jugador fantástico. Aquellos que le conocían al comienzo de su carrera sabían que, llegado el momento, estaría en la NBA. Había oído historias sobre él. Tenía curiosidad por ver de lo que era capaz. Es uno de los mejores competidores que he visto. Un tipo que quería ser lo mejor que pudiera llegar a ser. Pero, aún más importante, un jugador nada egoísta. Nunca dijo: 'yo no voy a hacer esto'. Aceptó y acogió a todo aquel que pasó a formar parte de nuestra cultura.

En lo que a mí respecta, fue un verdadero honor haber jugado con él. A uno no se le presentan a menudo este tipo de oportunidades.

Le dejo marchar. Pero antes, he de sacar el nombre de Luka Doncic.

Me encanta lo talentoso que es. Juega con el ritmo de un veterano. El otro día le estaba viendo ante Patrick Beverley y Avery Bradley (dos exteriores que son especialistas defensivos). A veces los rookies tratan de forzar hacia el aro para sacar faltas. Pero Luka se quedó plantado justo por delante de la línea de tiros libres. Usaba su tamaño para hacer que le persiguieran. Cuando lo vi, dije: '¡Wow!'. Va tres años por delante. Sin hablar de su mentalidad.

Más en NBA.com

#Playoffs
Consulta los resultados y horarios de los Playoffs
Staff NBA.com
Gasol Ibaka
Ibaka y Gasol, la conexión del éxito
Pablo Schatzky
Raptors vs. Bucks
El banquillo de Toronto al rescate
Carlos Herrera Luyando
#Ibaka
¡EMPATE! Los Raptors aplastan a los Bucks de la mano de Gasol e Ibaka
Pablo Schatzky
Terry-Stotts-051519-usnews-getty-ftr
Portland extiende el contrato de Stotts
Pablo Schatzky
Luka Doncic, Trae Young
Doncic y Young lideran el mejor quinteto de novatos
Leandro Fernández
Más noticias