Brooklyn Nets

Los problemas de Brooklyn Nets siguen pese al regreso de Kevin Durant: "Se trata de orgullo; tenemos que mejorar"

Brooklyn Nets no termina de arrancar y poner en práctica todo el potencial ofensivo que se le presupone a un equipo diseñado para conquistar el campeonato y dominar desde el primer día. Las diferentes bajas que ha experimentado el equipo de Steve Nash han hecho que tras un sorprendente inicio no hayan conseguido mantenerlo en el tiempo. Múltiples fallos, pérdidas de balón y un cierto egoísmo han sido las características más claras de los neoyorquinos. Una situación que tuvo un nuevo capítulo en la derrota por 129 a 116 contra Oklahoma City Thunder en la vuelta de Kevin Durant pero con la ausencia de Kyrie Irving.

MÁS | El resumen de la noche NBA

Construir un equipo campeón no es un proceso que suceda del día a la noche, más con un entrenador novel como Nash que pese a su brillantez la experiencia siempre es un grado en el banquillo. No solo eso, sino que gestionar un vestuario tan lleno de talento como el de Brooklyn con dos estrellas asentadas y un elenco de secundarios que podrían ser en cualquier otro lugar algo más que complementos no es tarea sencilla. La temporada 2020-2021 está siendo sumamente atípica en muchos sentidos, la corta pretemporada se ha unido a las medidas aceptadas en el actual protocolo sanitario por el cual un número sustancial de jugadores tienen o han tenido que ausentarse varios partidos, entre ellos, Durant.

Dos victorias en los últimos seis encuentros no es el mejor balance para unos Nets que lejos de contar o no con sus referentes están dejando mucho que desear en tramos clave de los partidos. Con la derrota ante OKC los de Nash se colocan con marca negativa (5-6). Cinco de esos partidos perdidos han sucedido frente a rivales con récord negativo y cuatro de sus victorias ante conjuntos con marca positiva en la actualidad, lo cual es un síntoma de que el problema actual del equipo reside en una cuestión de constancia y concentración, no de talento o potencialidad.

Algo que, una vez más, quedó de sobra probado frente a los Thunder donde los Nets arrancaron 41 a 29 arriba para después recibir un parcial de 65 a 40 en los siguientes dos cuartos que dejaron prácticamente sellado el partido. Ni la excepcional actuación de Kevin Durant, autor de 36 puntos, 11 rebotes y 4 asistencias (11 de 21 TC) fueron revulsivo suficiente para la segunda derrota seguida de Brooklyn.

"En el segundo cuarto nos hicieron daño las pérdidas de balón", dijo un decepcionado Steve Nash al acabar el partido. "Estábamos regalando la pelota por todo el campo. Íbamos 15 arriba, tuvimos falta de concentración, eso les hizo volver al partido. Se trata de orgullo. No importa en qué defensa te encuentres, debes centrarte y proteger a alguien, y nosotros no lo hicimos".

Entre el primer y segundo cuarto los Nets pasaron de un 69% en tiros de campo con tan solo 1 pérdida a un 33% y 7 balones perdidos, dejando que jugadores como Hamidou Diallo anotasen 11 puntos sin apenas oposición.

"Puedes ser golpeado, puedes tener dificultades para defender a alguien; pero no vi ese orgullo. No sentí el fuego competitivo en la segunda mitad. Creo que fue una falta de respeto. Tenemos que aprender de esto y mejorar ".

"Íbamos ganando de 15 y jugamos como si el partido estuviese acabado. Eso tiene que cambiar. Tenemos que aprender de ello. Tenemos que endurecernos y mostrar un poco de orgullo", finalizó Nash.

La temporada 2020-2021 está aquí, el NBA League Pass es tu lugar para mirar la acción, y ahora lo puedes hacer gratis por aquí. 7 días de prueba sin cargo Partidos en vivo y on demand La oportunidad de mirar todo en tu dispositivo favorito.

Esta dinámica negativa en la que están sumidos los Nets revela cuán importante era Spencer Dinwiddie para el fluir del equipo y cómo facilitaba al cuerpo técnico las rotaciones. Desde su marcha Brooklyn se ha resentido pese al correcto trabajo que está haciendo su sustituto en la alineación, Timothé Luwawu-Cabarrot, que sumó 12 puntos ante OKC.

Brooklyn sumó una vez más un total de 17 pérdidas de balón en un encuentro para el olvido desde el triple con 10 de 34 intentos. Ahora mismo los neoyorquinos son el quinto equipo que más balones pierde por encuentro de toda la NBA (16,4) pese a ser uno de los conjuntos que mejor lanza a canasta (55,7% en eFG) y tener uno de los ataques más eficientes (112.4).

"Tenemos que ser consistentes en eso. Hemos jugado algunos grandes partidos defensivos la semana pasada cuando yo estaba fuera, y durante toda la temporada hemos estado arriba y abajo en ese lado del campo", dijo Durant. "Tienes que dar crédito a estos otros equipos que vienen aquí y juegan con un sentido de urgencia".

"Siento que tuvimos muchas pérdidas de balón seguidas", dijo Jarrett Allen. "Estábamos perdiendo la pelota descuidadamente. Dejamos de jugar un poco en defensa. No estábamos tan centrados. Se podía ver hacia el final del primer cuarto, probablemente en el último minuto, y luego al comienzo del segundo cuarto, simplemente salieron jugando su juego. Así que en ese pequeño instante, es cuando les dejamos tenerlo".

La clave ahora mismo con Brooklyn Nets es que no son constantes durante los 48 minutos de partido. Firman grandes números en todas las estadísticas avanzadas, como por ejemplo en eficiencia defensiva (7º, 107,2), además de haber conseguido dejar a sus rivales en el porcentaje de tiro efectivo más bajo de toda la liga (49.1%), pero nada de eso se traduce en triunfos cómodos. El equipo entrenado por Nash acumula un balance de 1-4 en situaciones de clutch con un net rating de -19 (87,1 en eficiencia ofensiva y 106,2 en defensiva), algo imperdonable para una franquicia aspirante al anillo.

"Todavía somos un equipo relativamente nuevo. Tenemos que hablar de esas posesiones en defensa para mejorar en esas cosas porque estamos en el undécimo partido. No podemos seguir diciendo las mismas cosas. Tenemos que jugar mejor en defensa", expresó Caris LeVert, autor de 21 puntos.

Los siguientes partidos serán clave para definir la progresión de estos Nets a la espera de que Kyrie Irving regrese al estar de baja por motivos personales. En los próximos días estos se enfrentarán a Denver Nuggets y New York Knicks, ocasión idónea para remontar el vuelo.

Las opiniones aquí expresadas no reflejan necesariamente aquellas de la NBA o sus organizaciones.

Más en NBA.com

Coby White
Noche NBA: Chicago y una victoria importante
Juan Estevez
Doncic
Dallas pudo con los Lakers en la vuelta de AD
Juan Estevez
Anthony Davis
Anthony Davis regresa a los Lakers tras 68 días
Leandro Fernández
damian lillard
Códigos NBA 2K21
NBA.com Staff
Facundo Campazzo
Facu, como parte de la gran defensa sobre Lillard
Leandro Fernández
Clint capela
Capela y un rendimiento histórico
Nacho Losilla
Más noticias