);
Boston Celtics

Qué supone para los Boston Celtics la lesión en la mano izquierda de Gordon Hayward

Justo cuando asomaba de nuevo ese jugador que fue uno de los mejores aleros de la NBA en la 2016-2017. Justo cuando su confianza ya no parecía un problema, sino la solución. Justo cuando todo volvía a ser como debía. El baloncesto no fue justo con Gordon Hayward y tampoco lo es ahora.

MÁS | Terrible: Hayward se fractura la mano izquierda

El jugador nacido en Indiana gozaba en este inicio de curso de su mejor nivel desde su marcha de Utah. De hecho, podría discutirse si este tramo de 7 partidos y medio es uno de los mejores de su carrera. Desde luego, entre los picos está. Hayward promedia 20,3 puntos, 7,9 rebotes y 4,6 asistencias hasta el encuentro contra los Spurs en el que ocurre la lesión en la mano izquierda, con el mejor %eFG de su carrera (62,4%).

Y bien, ¿qué ocurrirá ahora? Falta esperar. Los Boston Celtics deben conocer el alcance de la lesión y así dar un tiempo estimado de baja. Si bien no parece tan grave a priori como el caso de Stephen Curry, más vale estar prevenidos y chequear durante las próximas horas NBA.com para conocer más detalles.

"La mano rota, sin fecha estimada. Mañana toca ir a los médicos y ellos decidirán si necesita cirugía o no. Parece que, si se decide que sí, la opción de la cirugía podría ser incluso mejor en cuestiones de tiempo. Así que veremos cómo se desarrolla todo esto", decía Brad Stevens tras la victoria sobre San Antonio.

Mientras esperamos las noticias deseando lo mejor para Gordon, toca analizar las consecuencias de esta nueva lesión para los verdes, sea bien para pocas semanas o para varios meses.

Más importancia para Jaylen Brown

Precisamente viene de uno de sus mejores partidos de lo que llevamos de temporada ante los Spurs. 30 puntos, 7 rebotes, 3 asistencias, 1 robo y un 10 de 18 en tiro. Sin duda la baja de Hayward potenciará la importancia de Jaylen en los Celtics.

Cuando Brown juega liberado y con confianza, es un elemento diferencial. Defiende, sabe jugar, toma buenas decisiones, lanza desde media distancia, penetra hacia el aro y sabe ayudar en las tareas sucias. ¿El problema? El tiro exterior: comienza la temporada con un pobre 25%.

Hasta el partido anterior a la lesión, Brown no llegaba a los 30 minutos de promedio (cerca, 29,5) y estaba en 12,3 tiros por partido, por debajo de Jayson Tatum, Kemba Walker y el propio Hayward. Ahora tendrá más minutos y más tiros. Importante ver cómo responderá ante la necesidad.

El tiro de tres

Hayward había comenzado la temporada a un nivel brutal de acierto. Ya comentamos el dato del mejor %eFG de su carrera, en parte gracias a registrar su mejor acierto desde el triple: un 44% con 3,9 intentos por partido.

Los Celtics se sitúan justo a mitad de tabla, 15º, en acierto global desde el triple (35%). Es decir, equipo promedio. El asunto es que Boston es el 9º equipo que más triples lanza por cada 100 posesiones y pierden en Hayward a uno de sus principales y mejores anotadores exteriores.

Hayward, Walker, Tatum, Brown y Marcus Smart concentran más del 75% de los triples intentados de la plantilla. El problema es que, de los cinco, solo Kemba, Tatum y Hayward superan el 35%. De hecho, los tres están en porcentajes excelentes, mientras que Smart y Jaylen no:

  • Kemba Walker: 9 intentos por partido, 41%
  • Jayson Tatum: 6,9 intentos por partido, 46%
  • Marcus Smart: 6,1 intentos por partido, 33%
  • Jaylen Brown: 4 intentos por partido, 25%
  • Gordon Hayward: 3,9 intentos por partido, 44%

¿Quién recibirá los minutos?

A falta de conocer la duración de la baja, Stevens tiene la complicada tarea de repartir los 33,6 minutos por partido de Hayward, su cifra antes del partido contra Spurs. El primero a recibir más peso es Jaylen Brown, mientras que debe definir a un nuevo titular.

Lo más lógico es que vaya partido a partido y encaje a ese jugador a sustituir a Hayward según el rival. Las dos opciones más sencillas parecen ser incluir a Marcus Smart, con lo que el banquillo perdería a su referencia, o bien meter a Grant Williams para que sea el 4 y que Tatum pase al 3.

Williams puede ser otro de los beneficiados. Boston usa mucho small-ball en este inicio de temporada y, aunque la mayoría de sus minutos llegan como cuatro o como cinco en alineaciones pequeñas (solo el 17% de sus minutos han sido como alero) puede desempeñar esa función sin problemas en función del contrincante.

Los jóvenes Semi Ojeleye, Javonte Green y, en menor medida, Romeo Langford, que juega principalmente en G League, verán como aumenta su importancia. Es posible que Stevens apueste solo por uno de ellos. Atentos a quién entra en las próximas rotaciones, toca hacer probaturas.

"Es difícil", decía Jaylen tras el partido. "No sé cuáles son las fechas para su vuelta, pero es difícil lidiar con una lesión, especialmente porque Gordon está jugando muy bien en este momento y nos apoyamos mucho en él esta temporada, en este buen año que queremos hacer".

Y es así. El palo es duro para Boston, los jugadores, los aficionados y por supuesto para el propio Hayward. Su temporada pasada fue muy complicada tras la aparatosa lesión sufrida en la jornada inaugural de su estreno con los Celtics en la 2017-2018 y, ahora, se veía con más confianza y más preparado para ser una auténtica referencia de los verdes.

A confiar en que la baja deje fuera de las pistas el mejor tiempo posible al alero y, sobre todo, que regrese con la confianza y la frescura que ha mostrado en este inicio.

Las opiniones aquí expresadas no reflejan necesariamente aquellas de la NBA o sus organizaciones.

Más en NBA.com

brown, thomas
Thomas y su vuelta a Boston: récord y ovación
Sergio Rabinal
Fultz
Fultz triunfa ante su ex-equipo
Sergio Rabinal
Kemba, Smart, Pierce, Garnett, Celtics
Celtics y su mejor inicio desde Garnett y Pierce
Sergio Rabinal
LeBron James
LeBron brilla sin AD; 10ª derrota de Warriors
Sergio Rabinal
VanVleet
Siakam impone su calidad en Portland: 36 puntos
Sergio Rabinal
James Harden y Patrick Beverley
Harden sin rival: 47 puntos ante Kawhi
Sergio Rabinal
Más noticias