Memphis Grizzlies

Santi Aldama y el relevo generacional español en Memphis Grizzlies

En el corazón del sur de Estados Unidos, en un cruce de caminos entre los Estados de Tennessee, Arkansas y Mississippi se encuentra un enclave geográfico que ha jugado un papel crucial en la historia de la NBA en España. Memphis es sinónimo de baloncesto y los Grizzlies del desarrollo y expansión de la mejor liga del mundo en el país ibérico.

Un relato que arranca con el desembarco de Pau Gasol en un equipo cuyo camino apenas estaba iniciándose en aquel emplazamiento tras su relocalización desde Vancouver y que más tarde daría cabida a uno de los mejores tiradores en movimiento que ha conocido este deporte como Juan Carlos Navarro y uno de los point-center más brillantes en época reciente como Marc Gasol.

MÁS | Pau Gasol y su desembarco en la NBA: un inicio inédito en un europeo y el futuro de Memphis Grizzlies

Los caminos de la NBA son inescrutables y el destino ha querido que el relevo generacional de españoles comience a escribir su historia en el mismo lugar que la anterior camada lo hizo: Memphis Grizzlies. Santi Aldama iniciará su periplo en la competición norteamericana donde otros antes que él lo hicieron, un nuevo capítulo por escribir.

Los Gasol, una institución en la ciudad

La historia de Memphis Grizzlies no puede entenderse sin el apellido Gasol. Con Pau arrancó el proyecto en la ciudad de Tennessee tras su traslado desde Vancouver y no pudo tener mejor resultado. En un abrir y cerrar de ojos el joven y desgarbado europeo se convirtió en el líder de la franquicia, haciéndose con el premio al Rookie del año imponiendo un estilo insólito para un ala-pívot, más proveniente de más allá de los márgenes del continente americano.

Con un equipo prometedor pero limitado de talento, el nativo de Sant Boi de Llobregat lideró a los Grizzlies a su primera presencia en los Playoffs, algo que logró durante 3 años seguidos antes de caer lesionado en el Mundial de 2006 con España, lo que fue el preludio de una salida que iba a suceder más pronto que tarde. Lejos del impacto en lo deportivo, Pau pronto se comprometió con la comunidad de Memphis, participando y acudiendo regularmente a hospitales infantiles donde apoyó y dio cariño a muchos niños en situaciones adversas, así como participando en las diferentes actividades organizadas por la franquicia o a través del NBA Cares.

"Cuando empecé a jugar en la NBA y tuve éxito de forma inmediata, veía que tenía una repercusión importante no sólo en mi país, sino en otros también. Entonces quería canalizar ese éxito hacia los niños y los más necesitados", dijo el español en 2020.

Un legado que heredó también su hermano Marc, quien tiene un vínculo más que especial con la ciudad de Memphis pues al llegar Pau a muy temprana edad a la NBA, toda la familia se trasladó con él, uniéndose el actual pívot de los Lakers al equipo de su instituto y convirtiéndose en uno de los más brillantes de su división. Así, su desembarco en los Grizzlies en 2008 fue como volver a casa, superando con creces las expectativas y dejando un legado muy diferente al de Pau.

Marc sería el buque insignia del proyecto, conformando un equipo de puro culto junto a Mike Conley, Tony Allen y Zach Randolph que acabaría por poner contra las cuerdas a los principales contenders al título. Sin embargo, el pívot catalán no solo impactó sobre el parqué, sino fuera de él ya que fue durante mucho tiempo embajador de la asociación Hoops for St. Jude del hospital infantil local. Regularmente Marc acudió a visitar a los niños del centro, destacando en 2018 el particular homenaje que les hizo a algunos de ellos en sus zapatillas.

En lo deportivo, Marc Gasol ha sido el jugador más importante en la historia de los Memphis Grizzlies en términos objetivos. El que más veces ha acudido al All-Star Game (3), más veces ha sido All-NBA (2), ganador del premio al Mejor Defensor y líder en win shares (77,4) de la franquicia.

Las camisetas de los hermanos Gasol cubrirán el techo del FedEx Forum en un futuro próximo, ocupando el #33 y el #16 para siempre un lugar relevante en la historia y el futuro de Memphis.

El breve y brillante paso de Navarro

El Juan Carlos Navarro que llegó a Estados Unidos era ya un jugador maduro y en el punto álgido de su carrera, consciente de sus flaquezas y fortalezas. "Usaré mi rapidez y mis habilidades para intentar jugar lo mejor posible. El juego allí es físico, pero también muy rápido, con muchos tiros y salidas al contraataque, algo que va muy bien para mi forma de jugar", declaraba en aquel verano para el diario El Mundo. Su estilo era todavía desconocido para sus rivales, nada previsible y anárquico en una liga que poco a poco se iba abriendo al triple y al juego en transición como una progresión lógica, pero donde el lanzamiento exterior seguía siendo un recurso puntual.

Sin duda, el escolta catalán llegó siendo un anotador certero que aprovechó como pocos las diferencias existentes entre las dimensiones del terreno de juego FIBA y NBA para desplegar su infinito abanico de recursos, incluyendo sus tradicionales tiros en llegada, que por entonces no eran tan habituales como hoy en día. La simplificación ofensiva derivada del talento generalizado facilitó que Navarro pudiese encontrar regularmente tiros cómodos y liberados así como crecer desde el bloqueo directo tanto para elevarse en suspensión como para castigar una mala defensa rumbo al aro.

La partida de Pau Gasol rumbo a los Lakers en febrero de 2008 dejó a Navarro completamente solo en la ciudad de Memphis. Inmerso en una dinámica insalvable y que el propio Marc Iavaroni no conseguiría llegar a cambiar pese a los movimientos, el escolta no bajaría un ápice su rendimiento en la segunda mitad de la temporada.

En ese tramo desde febrero hasta abril vio cómo su figura adquiría un volumen de uso increíblemente superior, forzando sin remedio los lanzamientos y yendo en busca de una vía alternativa a la victoria colectiva que nunca acabaría por llegar. Ese incremento del volumen de Navarro no conllevó una mejora estadística, golpeándose directamente con el llamado rookie wall a pesar de todo. Sin Pau en los Grizzlies, el escolta acabaría dejando unos números positivos para un jugador de su estilo con 11 puntos, 2,7 rebotes y 2,1 asistencias con 37% en tiros de campo y 31% en triples.

El paso de Juan Carlos Navarro por la NBA es una lección de fidelidad hacia uno mismo, de sinceridad con respecto al talento propio y de paz interior. En 82 encuentros demostró con creces estar preparado para la mejor liga del mundo a pesar de que el contexto no le ayudase en absoluto. Sus 156 triples supusieron la segunda mejor marca para un novato en la historia de la NBA hasta ese momento, solo superado por Kerry Kittles en 1997, un registro que en adelante sería pulverizado por Rudy Fernández (159) y más tarde desvirtualizada con la expansión del tiro exterior y la llegada de una nueva era a la liga.

Aldama, el siguiente en la lista

El destino ha querido que los caminos del país ibérico y la ciudad de Tennessee vuelvan a cruzarse con la NBA como excusa. El trayecto de Santi Aldama a la mejor liga del mundo ha sido de todo menos el habitual. Enrolado en una universidad pequeña y en una conferencia que no suele atraer excesivas miradas, el canario optó por aprovechar la atención que se había ganado a pulso en la fase final del curso para inscribir su nombre en el Draft.

Pero este no lo hizo como sus homólogos de España, pues no contrató agente, manteniendo su elegibilidad en college en caso de que el experimento saliese mal y nadie le seleccionase. Su nombre estuvo durante buena parte del proceso previo por fuera del radar. Eran otros quienes se llevaban toda la atención, quienes protagonizaban los highlights en el Combine, tomaban parte de los entrenamientos privados con las diferentes franquicias y se ganaban la atención de la prensa. Aldama siguió su propio camino y el resultado no pudo ser más satisfactorio.

MÁS | Aldama debuta en la Summer League

Las entrevistas previas al Draft acabaron por convencer a los Grizzlies, quienes prometieron que le elegirían con alguna de sus elecciones. El problema sobrevino cuando surgió el rumor de que Oklahoma City Thunder también estaba interesado en el canario, obligando a Memphis a moverse si quería conseguir al jugador que pretendían. Algo que acabaría sucediendo tras el acuerdo con Utah Jazz, que le eligió con el pick 30 a cambio de dos segundas rondas (2022 y 2026).

Así fue la historia del cuarto español en enfundarse la camiseta de los Grizzlies, haciendo de esta la franquicia con más jugadores nacionales en la NBA junto a Portland Trail Blazers y Toronto Raptors. Sin embargo, Aldama ha seguido un itinerario bien distinto al de sus predecesores, completando la vía norteamericana y mejorando su formación fuera del influjo que una cantera ACB ofrece e iniciándose en el mundo profesional directamente en la NBA. Es por ello que el canario resulta tan atípico, no solo por el tipo de jugador que es, alguien grande, móvil y versátil, sino porque evidencia que hay más de una forma de llegar a la mejor liga del mundo y que el talento siempre acaba por imponerse a otros aspectos.

Es una incógnita a día de hoy tratar de aventurar cómo será la carrera de Santi Aldama en la NBA. A sus 20 años llega a Memphis Grizzlies a la misma edad que lo hizo Pau Gasol, pero con un bagaje bien distinto y una adaptación a la cultura norteamericana que el catalán no tenía, algo que siempre es un extra a la hora de dar los primeros pasos en esta competición. La paciencia y la continua confianza en la progresión y adaptabilidad serán los mejores aliados del nativo de Las Palmas de Gran Canaria, no hay mejor receta para mantenerse en la mejor liga del mundo.

Las opiniones aquí expresadas no reflejan necesariamente aquellas de la NBA o sus organizaciones.

Más en NBA.com

Monte Morris
Morris y su trabajo para ser titular en Denver
Leandro Fernández
JJ Redick
Redick y su lugar histórico para el triple
Leandro Fernández
Korver
¿Qué jugadores anunciaron su retirada?
Juan Estevez
rj Hampton
RJ Hampton, la llave de la rotación de Orlando
Nacho Losilla
Julius raedle
Randle y el objetivo del título con Knicks
Nacho Losilla
klay-thompson-111920-ftr-getty
¿Cuál será el regreso más destacado de la temporada?
Juan Estevez
Más noticias