);
NBA

Las 10 mayores sorpresas del reinicio de la 2019-2020: TJ Warren, Michael Porter Jr. y más

El regreso de la acción de la NBA con los seeding games no solo puso en el centro de la escena a las figuras habituales, sino que también le dio lugar a un importante número de jugadores que aprovecharon opciones de las que habitualmente no disponen.

Entre lesiones, bajas y decisiones tácticas de algunos entrenadores, cuidando a sus estrellas, fueron muchos los jugadores complementarios que llamaron la atención en esta vuelta: desde algunos que estaban directamente afuera de la liga como Cameron Payne con los Suns, a otros que pasaron de terceras o cuartas figuras a anotadores imparables, como TJ Warren con los Pacers.

A continuación, destacamos a 10 de estas sorpresas positivas del reinicio, con un detalle a tener en cuenta: siete de ellos (salvo White, Gay y Payne) todavía siguen activos en la 2019-2020, ya sea con sus equipos clasificados a Playoffs o al Play-in del Oeste. ¿Podrán mantener sus actuaciones, ahora que comienzan los tramos definitorios del torneo?

Más | NBA Playoffs 2020: ¿Cuáles son las fechas y horarios para la postemporada?

TJ Warren - Indiana Pacers

  • Antes del reinicio: 18,7 puntos, 4 rebotes, 1,4 asistencias, 1,1 robos, 0,4 tapones, 53% de campo y 37% en triples.
  • Reinicio: 31 puntos, 6,3 rebotes, 2 asistencias, 1,3 robos, 1,2 tapones, 58% de campo y 52% en triples.

No hay absolutamente ninguna duda de que si de sorpresas hablamos, ninguna más grande que la explosión de TJ Warren para los Indiana Pacers. Si bien el alero ya venía teniendo una muy buena campaña y la baja de Domantas Sabonis volvía lógico un incremento en su protagonismo, nadie esperaba que el ex Suns llevara su producción a números que lo habilitan para pelear por un lugar en el Quinteto Ideal de este reinicio.

Warren hizo absolutamente de todo, empezando por una noche mágica ante los Philadelphia 76ers con 53 puntos. Claro que no se quedó solo en eso: tuvo otros tres partidos con 32 puntos o más, lanzó con una enorme eficacia al aro (58% de campo y 52% en triples) y hasta ayudó en defensa, promediando por encima de un robo y una tapón por noche. Realmente no se le podía pedir más y si Indiana cerró los seeding games con marca ganadora (4-2 con Warren en cancha), fue en gran parte gracias a él.

Su porcentaje de uso aumentó de un 22% a un 28%, pero también lo hizo su eficacia, pasando de un true shooting percentage muy interesante (60%), a una completamente fuera de serie (68%).

Los Pacers van a necesitar que Warren mantenga un nivel similar si quieren tener opciones en la 1° Ronda ante el Heat, en una serie que promete tener un enfrentamiento por demás especial entre TJ y Jimmy Butler. Para el oriundo de Durham será la primera postemporada de su carrera, luego de no clasificarse a la misma en sus cinco años con los Suns. ¿Le quedará nafta en el tanque?

Michael Porter Jr. - Denver Nuggets

  • Antes del reinicio: 7,5 puntos, 4,1 rebotes, 0,7 asistencias, 0,4 robos, 0,4 tapones, 50% de campo y 42% en triples.
  • Reinicio: 22 puntos, 8,6 rebotes, 1,6 asistencias, 1 robo, 0,9 tapones, 55% de campo y 42% en triples.

El caso de Porter es bastante diferente al de Warren, ya que básicamente replicó lo muy bueno que venía haciendo en minutos limitados, en una función con muchos más minutos (pasó de 14 a 33,3). De todas maneras, el hecho de que el novato haya logrado sostener y hasta potenciar su producción, jugando en algunos casos incluso como la primera o segunda opción anotadora del equipo, no deja de ser una sensacional noticia para Denver.

Que Porter tuvo talento se supo desde un principio y si no fue elegido entre los primeros picks del Draft 2018 fue simplemente por sus problemas físicos, que lo llevaron a perderse la totalidad de la temporada anterior. Sin embargo, las bajas de los Nuggets en el perímetro forzaron la mano de Michael Malone, quien no tuvo otra alternativa que mandarlo a la cancha como titular. Y vaya que MPJ respondió.

Porter anotó, reboteó, fue eficaz cerca del aro y tuvo muy buenos porcentajes desde el perímetro. Con semejante nivel, se ha transformado en uno de los grandes factores x de cara a los Playoffs. Siempre y cuando recuperen a sus iniciales (Gary Harris y Will Barton) y Porter siga demostrando todo su talento y versatilidad ofensiva, Denver podría avanzar más lejos de lo que la mayoría espera en este momento.

Jugadores de casi 2,10 metros, con la capacidad atlética, el manejo y el tiro de Porter, no aparecen todos los días. Y en Orlando tuvimos el primer vistazo importante de quien tranquilamente puede consolidarse como una figura de la liga en los años venideros.

Gary Trent Jr. - Portland Trail Blazers

  • Antes del reinicio: 7,7 puntos, 1,7 rebotes, 0,9 asistencias, 0,7 robos, 43% de campo y 39% en triples.
  • Reinicio: 16,9 puntos, 1,5 rebotes, 1,4 asistencias, 1,1 robos, 52% de campo y 51% en triples.

Si bien tuvo un bajón en los últimos encuentros y dio ventajas en el costado defensivo (más allá de su esfuerzo, tiene un impacto limitado allí), es muy probable que Portland no hubiera alcanzado la octava colocación de no ser por Gary Trent Jr. Por supuesto que Lillard se lleva todas las luces y con razón, pero si no hubiera encontrado el apoyo que el escolta fue capaz de darle desde la segunda unidad, el show de Dame podría haber terminado siendo en vano.

Trent es un jugador de rol clásico, que entra con una simple misión: anotar de tres puntos. Y en esa función, pocos mejores que el perimetral surgido de Duke durante este regreso a la acción: sumó 34 triples, siendo la segunda cifra más alta de los seeding games, apenas por detrás de su compañero Lillard (44).

Y no solo eso, también apareció cuando más importaba: 10 de sus 34 triples llegaron en el último cuarto (también segundo, detrás de los 15 de Lillard), lanzando con un 50% de eficacia en ese período.

Con McCollum acarreando problemas físicos en su espalda, para los Blazers es fundamental que Trent siga respondiendo desde el banco, para compensar a un grupo de relevos con más dudas que soluciones. Con Lillard atrayendo doble-marcas constantes, los espacios y las oportunidades seguirán apareciendo para los tiradores del equipo Stotts. Estará en ellos aprovecharlas.

Derrick White - San Antonio Spurs

  • Antes del reinicio: 10,4 puntos, 3,2 rebotes, 3,4 asistencias, 46% de campo y 36% en triples.
  • Reinicio: 18,9 puntos, 4,3 rebotes, 5 asistencias, 46% de campo y 39% en triples.

El de White es uno de los casos más curiosos de este listado. El guardia, que tuvo excelentes pasajes durante los Playoffs 2019, fue convocado por Gregg Popovich para el Mundial de China de ese mismo año, representando a los Estados Unidos. Sin embargo, el mismo Popovich luego le dio mucho menos lugar del esperado en San Antonio, con menos minutos que en la campaña pasada e incluso pasando menos tiempo en cancha que Bryn Forbes, un escolta de mucho menor potencial que el nacido en Colorado.

Con Forbes lesionado y con la idea de los Spurs de darle rodaje a sus jóvenes (aunque ya tiene 26 años), finalmente White tuvo el protagonismo esperado, promediando 29,8 minutos a lo largo de 7 partidos. Y con lo que mostró en ese tiempo, aparecen dos conclusiones: 1) Sería realmente extraño que los Spurs no lo utilicen de una manera similar en la 2020-2021. 2) Cuesta explicar cómo tardaron tanto en darle mayor lugar en la 2019-2020.

White no es un jugador que sobresalga especialmente por su talento o espectacularidad, pero es extremadamente sólido en todas las áreas, empezando por su seguridad y esfuerzo defensivo, que lo llevó a sacar 11 faltas ofensivas en esos siete encuentros. ¿Segundos en este tramo? Kelly Olynyk y PJ Tucker con 5 cada uno. Menos de la mitad a pesar de que ambos tuvieron más minutos totales que el hombre de San Antonio.

White también mostró una notable mejoría triplera. En este reincio lanzó nada menos que 9,7 triples por cada 36 minutos, convirtiendo el 39% de ellos, mientras que en el resto de la temporada intentaba 3,9 con un 36%.

Y un dato más: los Spurs por fin juntaron a Dejounte Murray con White, algo que prácticamente no habían hecho en este torneo: solo llevaban 102 minutos compartidos. En el reinicio jugaron 137 minutos y el resultado fue un +13 para San Antonio en esos pasajes. Nada mal.

Rudy Gay - San Antonio Spurs

  • Antes del reinicio: 10 puntos, 5,4 rebotes, 1,7 asistencias, 0,4 robos, 0,5 tapones, 44% de campo y 31% en triples.
  • Reinicio: 17,9 puntos, 5,7 rebotes, 1,9 asistencias, 1,3 robos, 0,7 tapones, 47% de campo y 46% en triples.

Rudy Gay es el único veterano que vamos a incluir en el listado. Y si bien se podría argumentar que su rendimiento no es una sorpesa, teniendo en cuenta los antecedentes de su carrera, lo cierto es que no muchos creían que el alero aún tenía la capacidad para rendir a este nivel a los 33 años.

Gay fue extremadamente regular en los siete partidos que disputó en Disney. En todos ellos anotó al menos 12 puntos, aún cuando en ninguno fue titular ni pasó de los 28 minutos. Y lo más importante: lo hizo con un juego mucho más eficaz al que nos tenía acostumbrados, pasando de un 31% en triples a un 46%.

El esquema que utilizaron los Spurs en los seeding games, con cuatro perimetrales al mismo tiempo en cancha, mejoró ampliamente el spacing de la ofensiva, algo que queda claramente reflejado en la selección de tiro de Gay: de los 35 triples que intentó, 34 fueron catalogados por NBA.com/Stats como abiertos (defensor entre uno y dos metros de distancia) o muy abiertos (a más de dos metros).

Grayson Allen - Memphis Grizzlies

  • Antes del reinicio: 7,4 puntos, 2,2 rebotes, 1,4 asistencias, 45% de campo y 36% en triples.
  • Reinicio: 13,6 puntos, 2,4 rebotes, 1,1 asistencias, 51% de campo y 48% en triples.

Con Allen puede trazarse un paralelo muy similar al de Gary Trent en Portland, con una diferencia: Memphis tiene mucho menor poder de fuego que los Blazers, por lo que su aporte desde la segunda unidad fue todavía más importante para los Grizzlies.

Como con Gay, lo más importante de Allen fue su regularidad y eficacia con el tiro. En cuanto al primero de los ítems, hay que marcar que llegó a anotar entre 11 y 20 puntos en seis partidos consecutivos, quedándose en 9 en último partido ante los Bucks (con un 4-6 de cancha). Taylor Jenkins encontró respuestas cada vez que el surgido de Duke entró a cancha.

Esas respuestas llegaron principalmente desde el perímetro, donde su 48% en triples lo dice todo. Allen no es un buen defensor y no aporta demasiados en otros rubros, pero mientras pueda anotar ese lanzamiento externo con consistencia como hasta ahora, tendrá un lugar asegurado en la rotación de Memphis.

Timothe Luwawu-Cabarrot - Brooklyn Nets

  • Antes del reinicio: 6,3 puntos, 2,3 rebotes, 0,6 asistencias, 41% de campo y 36% en triples.
  • Reinicio: 14,8 puntos, 4,5 rebotes, 0,5 asistencias, 51% de campo y 45% en triples.

En los Nets podríamos haber destacado varios nombres, empezando por Caris LeVert, quien promedia 27,2 puntos y 7,3 asistencias en Disney. Sin embargo, las lesiones y bajas hacían bastante previsible que el ex de Michigan iba a tener un impulso en sus estadísticas, especialmente tras lo muy bueno que había mostrado en las semanas previas al parate. Lo que era muchísimo menos esperable era el nivel del francés Timothe Luwawu-Cabarrot, quien por fin mostró la calidad ofensiva que lo llevó a ser drafteado en la 1° Ronda por los 76ers en el 2016.

Tras su salida de Philadelphia, Luwawu había pasado por tres equipos en poco más de un año: Oklahoma City, Chicago y finalmente Brooklyn, sin tener demasiado lugar en ninguno de ellos. A punto tal estaba en duda su lugar en la liga, que su llegada al roster definitivo de los Nets fue completamente atípica: comenzó la 2019-2020 con un two-way, luego firmó un par de vínculos por 10 días en enero y eventualmente, el 7 de febrero recibió un contrato por el resto de la campaña, que también incluye su continuidad para la 2020-2021.

En ese contexto, se tornó sumamente llamativo ver al escolta destacarse como lo hizo en los seeding games, en los que se transformó en una vía de ofensiva automática desde el banco de Vaughn: promedió 14,8 puntos en 22,8 minutos, con un 45% en triples.

Los Nets fueron el cuarto mejor equipo triplero de este regreso (14,6 triples por partido) y Luwawu-Cabarrot jugó un papel importantísimo para ello. ¿Será el impulso que necesitaba su carrera NBA?

Cameron Payne - Phoenix Suns

  • Antes del reinicio: -
  • Reinicio: 10,9 puntos, 3,9 rebotes, 3 asistencias, 1 robo, 49% de campo y 52% en triples.

Si de historias particulares hablamos, qué decir de Cameron Payne. Desde su ingreso a la liga en el 2015, al base le había costado hacer pie en la competencia, al extremo de que pasó por tres franquicias diferentes en cuatro años, sin incluir su breve experiencia con los Toronto Raptors antes del inicio de la 2019-2020. Claro que nada de esto fue casualidad: la realidad es que Payne había mostrado muy poco como para merecer una mayor continuidad en un roster.

De hecho, luego de ser cortado por Toronto antes del inicio de la Fase Regular, decidió continuar su carrera en la CBA China, para luego sumarse a los Texas Legends de la G-League. Su paso por la NBA parecía haber quedado en el pasado... hasta que el 30 de junio, buscando una mayor profundidad entre su grupo de bases, sabiendo las dudas que había sobre la participación de Ricky Rubio en este reinicio, los Suns decidieron apostar por él.

En su momento, el fichaje fue apenas una nota al pie y probablemente ni la propia franquicia de Arizona imaginaría el impacto que tendría Payne en los seeding games. El nacido en Memphis no solo se ganó un lugar como relevo principal de Rubio, sino que además tuvo un rendimiento superlativo en los 22,9 minutos que jugó por encuentro, anotando un 52% de sus tiros de tres (con un alto volumen de lanzamientos) y dejándonos uno de los datos más increíbles de esta temporada: ¡lideró a los 324 jugadores que vieron acción en Disney, con un +/- de +89! (su compañero Cameron Johnson, otra muy grata sorpresa, lo siguió con un +86).

Veremos qué significa esto para Payne pensando en el futuro inmediato de su carrera. En principio, lo que parece ser un hecho es que la CBA y la G-League no lo tendrán en sus filas en el corto plazo.

Trey Burke - Dallas Mavericks

  • Antes del reinicio: 5,4 puntos, 1,4 rebotes, 2,1 asistencias, 0,3 robos, 46% de campo y 42% en triples.
  • Reinicio: 12 puntos, 1,9 rebotes, 3,8 asistencias, 1,1 robos, 43% de campo y 43% en triples.

Cuando Burke fichó por Dallas, marcamos la importancia que tenía ese movimiento para los Mavericks. Sin embargo, incluso quienes creíamos que el base podía volver a encajar perfecto en la ofensiva de Carlisle, nos vimos sorprendidos por lo que realizó en estos seeding games.

Burke siempre ha sido un talento ofensivo importante y así lo confirman sus números en Disney: promedió 12 puntos en 23,9 minutos, con un 42% en triples. Todo para un perímetro de Dallas cargado de otras buenas opciones (Doncic, Hardaway Jr, Curry, Wright, Barea).

¿Lo mejor del ex Philadelphia en el campus hasta ahora? Su debut, en el que le anotó nada menos que 31 puntos a los Houston Rockets, lanzando 11-16 de campo y 8-10 en triples.

Darius Bazley - Oklahoma City Thunder

  • Antes del reinicio: 4,5 puntos, 3,7 rebotes, 0,5 asistencias, 0,7 tapones, 38% de campo y 30% en triples.
  • Reinicio: 13 puntos, 6,3 rebotes, 1,5 asistencias, 0,8 tapones, 43% de campo y 46% en triples.

Para cerrar, no podíamos dejar afuera a otro rookie de muy interesante proyección como Darius Bazley. La evolución del ala pivote de 20 años lució espectacular, sobre todo en el costado ofensivo y específicamente con el tiro externo: pasó de un 30% a un 46%, subiendo también su volumen de disparos (de 4 a 6,7 por cada 36 minutos).

Bazley es un jugador extremadamente versátil, que ha visto minutos como alero, ala pivote y pivote en la rotación de Donovan, además de tener un buen manejo de balón para un jugador de su estatura, junto a importantes virtudes atléticas.

Si tenemos en cuenta que saltó directamente del high school a la NBA, sin paso previo por la NCAA, no sorprende ver un progreso semejante de parte del oriundo de Boston. Con herramientas naturales de ese calibre y solo 60 partidos oficiales desde que dejó la secundaria, OKC podría tener una joya escondida entre manos. En Disney, ya estamos viendo algunos destellos de ello.

Las opiniones aquí expresadas no reflejan necesariamente aquellas de la NBA o sus organizaciones.

Más en NBA.com

Reggie Perry
Los Nets suman al MVP del último Mundial U19
Agustín Aboy
Westbrook Holiday Paul
El mercado NBA 2020-2021, al día
NBA.com Staff
Anthony Davis, Montrezl Harrell y DeMar DeRozan
El seguimiento de todos los agentes libres 2020
NBA.com Staff
LaMelo Ball Kevin Durant Anthony Edwards
Lo mejor para ver en la pretemporada
Agustín Aboy
MEJORES BANCOS
Los mejores bancos de cara a la 2020-2021
Agustín Aboy
Logo y balón de la NBA
La NBA anuncia la pretemporada 2020-2021
NBA.com Staff
Más noticias