Golden State Warriors

Steve Kerr y el momento de Golden State Warriors: "No somos un equipo sólido, nos queda un largo camino"

Era de esperar que los Golden State Warriors no estuviesen compitiendo por los tres primeros puestos de la clasificación en el inicio de esta temporada 2020-2021. Sin embargo, la irregularidad que han demostrado los hombres de Steve Kerr tras 15 partidos disputados es preocupante como dejaron claro en la derrota por 119 a 104 ante New York Knicks. El puro talento de Stephen Curry, autor de 30 puntos en 9 de 19 intentos, no fue suficiente en esta ocasión y el resto de secundarios de los californianos no aparecieron de igual modo como frente a Lakers.

MÁS | Otro golpe de New York Knicks: defensa y RJ Barrett para vencer a un Golden State Warriors desconocido

De hecho, los Warriors firmaron una de sus peores noches de cara al aro, incapaces de superar el 24% en triples (9 de 27) y el 38% en tiros de campo en general. Esos altos y bajos están siendo el mejor reflejo de la temporada de Golden State que a día de hoy se ubica en el séptimo puesto del Oeste con 8-7 de balance, a la misma distancia de ser cuartos que de bajar al undécimo lugar.

Un partido para el olvido de los de Steve Kerr que perdieron a Draymond Green por dos técnicas al borde del descanso, algo que en palabras del técnico hizo que su pérdida el equipo se convirtiese "en un desastre". A partir de ese momento toda la consistencia que los Warriors parecían haber mostrado en defensa se desvaneció, algo que se materializó en un incremento de las faltas cometidas por los californianos, tocando techo con 4 infracciones seguidas en menos de 55 segundos al inicio del último cuarto.

Lejos de buscar culpables entre los árbitros, Kerr quiso dejar claro que el problema de las faltas viene de una cuestión defensiva de los Warriors. "Somos totalmente indisciplinados en defensa. Generalmente jugamos duro y les agradezco el esfuerzo a los chicos", contó. "Pero es complicado ganar en esta liga noche tras noche a base de talento y entrega. Habrá noches en las que acabes con un 30% en el triple y otras en las que vienes de un back-to-back y no tienes ese extra".

"El camino para ganar esos partidos es a través de ejecutar: realizar buenos tiros, buenas defensas, defendiendo sin falta, reboteando, siendo sólidos", prosiguió el técnico. "No somos ese equipo todavía. Ahora somos el equipo que más tiros libres concede, faltas comete y rebotes permite. No somos un equipo sólido, podemos ser un buen equipo, pero nos queda un largo camino".

"No somos un buen equipo", aseguró. "Tenemos 8-7 de balance. Somos un equipo mediocre con el potencial de ser un buen equipo. Los buenos equipos aprenden a ganar con ejecución, defensa y rebotes. Y noches en las que el balón no entra en el aro encuentras otra forma de ganar. Todavía no somos ese equipo. Somos quienes somos y obviamente tengo que hacer un mejor trabajo. Tenemos que encontrar la manera de defender sin hacer falta".

La temporada 2020-2021 está aquí, el NBA League Pass es tu lugar para mirar la acción, y ahora lo puedes hacer gratis por aquí. 7 días de prueba sin cargo Partidos en vivo y on demand La oportunidad de mirar todo en tu dispositivo favorito.

Ahora mismo el equipo californiano se ubica a mitad de tabla en eficiencia defensiva (16º, 109,7) permitiendo la segunda marca más alta de tiros libres rivales de toda la liga (29,1) en un empate técnico con Wizards además de ser el tercer equipo que más rebotes concede a sus oponentes (49,3). Todo esto está afectando a un equipo con piezas muy jóvenes e inexpertas como James Wiseman y otras que están lejos de su mejor nivel como Kelly Oubre Jr o Andrew Wiggins. El excelso nivel de Curry y la reaparición de Draymond Green como candidato al Defensor del año y director del juego del equipo no está siendo suficiente para alcanzar una regularidad defensiva.

"Apenas tenemos alcance. Nuestra toma de decisiones es un sin sentido", dijo Kerr. "Tenemos un equipo muy largo y atlético, y tenemos la oportunidad de ser buenos en defensa. He estado promocionando nuestra defensa. Pero jugada tras jugada, tienes bases entrando en la pintura y en lugar de tener que disparar una bomba sobre James Wiseman o Draymond Green, estamos tratando de alcanzar a nuestros rivales desde atrás como si fuéramos a robar o algo así".

Pero los problemas no solo proceden de la defensa ya que, sorprendentemente, Golden State es el 8º peor ataque de la NBA en términos de eficiencia (107,4), algo que nace de su poca profundidad de banquillo y carencia de tiro exterior. La clave para que los hombres de Kerr consigan encontrar una línea recta en su camino a la reconstrucción pasa por construir una identidad defensiva acorde a unos códigos, los cuales no parecen estar claros en la actualidad para buena parte de sus jugadores, lo cual les ha penalizado considerablemente en este inicio.

Puede que Stephen Curry esté jugando a nivel de MVP con promedios de 28,2 puntos, 5,5 rebotes y 6,1 asistencias, pero la realidad es que el equipo está todavía a años luz de acompañar al base con un rendimiento mínimamente cercano. Por delante los Warriors tienen tres partidos fundamentales para conseguir esa ansiada regularidad y consistencia defensiva, primero ante Utah Jazz y más tarde dos seguidos frente a Minnesota Timberwolves.

Las opiniones aquí expresadas no reflejan necesariamente aquellas de la NBA o sus organizaciones.

Más en NBA.com

Michael Porter Jr.
Porter Jr. y el enfoque en mejorar con Denver
Leandro Fernández
Jordan
A 20 años del último retorno de MJ
Juan Estevez
trae young
¿Quién será el candidato inesperado al MVP?
NBA.com Staff
doncic-beverley-070919-ftr-getty.jpg
Doncic, el "más difícil de defender" para Beverley
Nacho Losilla
ibaka
Ibaka sigue sin fecha de regreso
Nacho Losilla
lebron james giannis antetokounmpo
Giannis: "LeBron sigue siendo el mejor del mundo"
Nacho Losilla
Más noticias